Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Belen Lavallén y Estefanía Iracet, soderas

Belen Lavallen y Estefania Iracet

Estefanía Iracet y Belén Lavallén son dos gatitos mimosos que encontraron dueño en dos integrantes de Soda Stereo. La rubia y la morocha niegan todo, pero la naturalidad con que se tocan las tetas y mezclan sus papos indica que no es la primera vez. Esta es la carne que mastican dos rockeros que hacen “música ligera”.

Belen Lavallen y Estefania Iracet

Belén Lavallén y Estefanía Iracet son chicas limpitas: una mano lava la otra, y las dos se lavan las figazzas. Dos atorras.

Es lindo mirar lo que morfan otros, es como tentador. Como cuando estás en el restaurant y al ver pasar otro plato te dan ganas y lo pedís porque pintaba mortal. Acá es parecido: entrás a Notiblog para chequear el menú de carne argentina y te topás con Belén Lavallén y Estefanía Iracet, las dos que se mastican Zeta Bosio y Gustavo Cerati. Está bueno estudiar las turras que se comen dos pibes con fama y guita, tanto como para comprobar ver por casa cómo andamos, seguramente no tan mal. “Si quieren infartarse, vengan a mi fiesta”, amaga Belén, una nena que ya salió desnuda en Playboy y la verdad que tiene un terrible orto, uno de los pocos ortos que luce tan jugoso y rendondo en persona (en Sunset la tenés ahí seguido) como en las fotos, algo que no se puede decir de otras más famosas. Claro que Belén no llegó a petear rockeros solamente de culo. “Si quieren infartarse, anímense y venga a mi fiesta”, desafía Belén Lavallén moviendo la lengua con una Belen Lavallen y Estefania Iracetvelocidad que denota su entrenamiento petero. “Vengan que me visto de vampiresa y los seduzco a todos”. Ojo, es buena la oferta. Mirá ese culo no es joda, y fijate cómo juega con su amiguita Estefanía, se tocan, se apilan, las curvas se rozan, los pechos al aire, hay mucha tensión en el aire. Las dos atorras tienen algo en común: a la hora de tomar la leche, las dos se la toman con Soda. Pero como siempre, la dos niegan todo. “No queremos hablar de eso”, dicen las dos con ese falso pudor que sólo las más atorrantas necesitan exhibir. “Si, me vieron comiendo con Zeta Bosio”, dice la rubia Estefanía, “pero hace poco que nos conocemos y todavia está todo demasiado fresco para hablar de romance y menos de noviazgo”. Lo que debe estar fresco es el gusto de la leche del pelado en la golosa boquita de Estefania Iracet y Belen Lavallenla rubia, que admite se la come doblada y preferentemente depilada. “Para el sexo oral me gusta más los hombres sin pelitos, pero no totalmente depilados porque sino quedan afeminados, un poco de pelo está bien”, dice Iracet con la autoridad de una verdadera inspectora de porongas. “Coincido”, salta Belén apoyando a su compañera (algo que las fotos demuestran hace muy bien), “cuando tenía 15 años salí con un chico que era stripper y estaba totalmente depilado, y me acostumbré a eso”. Epa, la nena Belen Lavallenya se hacía clavar por strippers a los quince pirulos, cómo debe llegar de averiado el upite a estas instancias soderiles. “No me gusta que haya pelos ni olores”, sigue diciendo Lavallén, “soy medio fóbica con eso pero intento superarlo dándole menos bola a lo físico, ahora me engancho más con otra cosa, me gustan los intelectuales”. Y viste cómo es, acaba de confesar que a los quince se la ponía un stripper todo perfectito, y ahora está con un sodero viejo, tiene que “arreglarla” diciendo que ahora le gustan los intelectuales. “Igual no te puedo decir todavía con quién salgo, otro día te lo confirmo”, dice Belén si le preguntan que sale con Gustavo Cerati. .

Belen Lavallen y Estefania Iracet

Belén Lavallén y Estefanía Iracet no tienen pelos en la lengua: a las dos le gustan los pibes depilados, porque están convencidas que el pete les sale mejor ‘sin pelitos”. Belén dice que le gustan los juguetes “probé una vuelta y me gustó”, dice la viciosa, pero le da pudor decir si le gusta que le hagan la cola. “Es que este reportaje lo va a leer mi papá”, dice esta hija ejemplar. Estefanía dice que “para enloquecer a los hombres hago personajes, el de colegiala es el más festejado”. Pero su disfraz favorito es “el de guerrillera”. Para pasarla a ambas por las armas.

Belen Lavallen

Belén Lavallén no quiere decir si le gusta que le hagan la cola, pero confiesa que “me vuelve loca que me besen la espalda y me muerdan los hombros.”

Viendo las lésbicas fotos de Estefanía Iracet con Belén Lavallén es obvio que las nenas tienen química, y no parece que esta sea la primera vez que se tocan así, hay demasiada familiaridad. “Con Belén somos amigas y tenemos confianza para jugar. Se dio para las fotos pero nunca lo habiamos hecho antes”, dice Estafanía confirmando las sospechas con su exagerada aclaración. “De todos modos creo que nunca lo haria con una amiga, no da”. Cuánto doble mensaje, las ves en las fotos de Estefanía Iracet y Belén Lavallén revolcándose tocándose las carnes con sospechosa familiaridad pero niegan todo. “Yo nunca estuve con una mina, pero me lo han propuesto varias veces”, sale a negar Belén en estéreo, “y ojo que avanzan mas chicas que chicos, en los banios de los boliches las minas me encaran todo el tiempo”. Y si, si los baños de Sunset hablaran, si nos dejaran poner una camarita, cuántas famosas podríamos extorsionar, todos Belen Lavallenlos visitantes de Notiblog podrían “tomar servicio” gratis por meses. “A mi me encararon las chicas algunas veces, pero no me llama mucho”, dice la rubia Estefanía (y noten que no niega que le guste, sólo que no le gusta “mucho”). “Lo que me calienta es que me agarren”, sigue Iracet, “como suelo ser la que domina la mayor parte de las veces, esta bueno que se de vuelta la torta y sea el otro que toma las riendas… pero nada violento, un chirlo y una tirada de pelo estan bien”. Y claro que estaría bien irrumpir en esa escena hot, repartir un par de bifes como para aflojarle los cantos, ponerlas en cuatro y montarlas usando los pelos como riendas. “A mi me gusta en cuatro” dice la rubia como si te leyera el pensamiento. “Pero ojo, siempre por el camino correcto, porque probé por la colectora, pero nunca lo disfruté demasiado”. Pero qué atorrantita divina Belen Lavallenesta Estefanía Iracet, no le gusta “demasiado” que le hagan la cola, sólo lo suficiente. “A mi me lo piden seguido”, dice la morocha Belén Lavallén en clara referencia al orto, “pero no se entrega fácilmente… pero no te voy a contestar si me gusta, porque esto despues lo lee mi papá!”. O sea, le encanta. Porque si no le gustara que le rompan el orto lo diría de una. Pero como sugiere la evidencia fotográfica, la morocha disfruta que le agranden la churrera y se la llenen de crema pastelera.

Evangelina Anderson en Playboy

Evangelina Anderson

Acá la tenés a la playmate más esperada: Evangelina Anderson en fotos de Playboy. La rubia es una máquina impresionante, el culo y las tetas que peló son de primerísima calidad, con pezones que confirman que la concha de Evangelina Anderson en fotos debe ser algo de otro planeta. Pero Playboy nos garcó otra vez.

Evangelina Anderson

Bien la pose, terribles las tetas, muy mal el bombachón tipo abuela. Evangelina Anderson peló tetas magníficas, pero del papo ni noticias. Para llorar.

Las fotos de Evangelina Anderson en Playboy te vuelan la cabeza, nada mas la cara de ángel sexual de la rubia es suficiente para ponerte la piel de gallina y la garompa de burro. Eva mira fijo con esos ojos celestiales mostrándote las esposas acolchadas, como señalando que está lista para someterse a todos tus deseos. La petisa perfecta parece hambrienta, ya amaga con comerse las llaves de las esposas con esa boca que es un estuche de lujo para tu habano de carne. Evangelina Anderson desnuda y esposada, entregada para vos, no es un sueño afiebrado, finalmente la tenés porque la estás viendo y es impresionante, es para temblar aún antes de tocarla por primera vez. La cola es una pera perfecta que se parte al medio para revelar la oscura entrada de su divina churrera, lista para que la llenes de crema pastelera. Evangelina AndersonMirá esos ojos color celeste profundo, la boca de petera soñada, el pelo rubio (y creíble en ella) que ca en cascada sobre unos pechos que tienen el tamaño justo, con la abundancia necesaria para realzar esos pezones de miel, para masticarlos de una. Evangelina Anderson es la modelo perfecta para salir desnuda en Playboy… pero la revista nuevamente nos cagó mal. Le conocimos esos dos medallones impresionantes, delicados y deliciosos que son suficientes para enamorarse de esta petisa petera, pero de la concha señores ni noticias, brilla por su ausencia. No es para llorar sobre la leche derramada porque igual las fotos de Evangelina Anderson en Playboy van a provocar cataratas de leche, pero nos mata el pensar en lo que podría haber sido esta producción de fotos si hubiera mostrado el papo.

Evangelina AndersonEvangelina AndersonEvangelina AndersonEvangelina Anderson

Evangelina Anderson

Las fotos de Evangelina Anderson desnuda en Playboy es una noticia excelente, y mas cuando el angelito petero se muestra esposada y tirada en la cama abierta de gambas. La mala noticia es que la cámara está del lado equivocado, y Eva de todas maneras se agarra el papo por las dudas si alguien la escracha mientras cierra los ojos. Otro bombón absoluto que posa en Playboy y nos deja con gans de ver más.

Evangelina Anderson

Evangelina Anderson amaga con tocarse el papo que sólo podemos soñar con ver, porque el conejo puto nos cagó finito.

Queríamos un violento rockanrol y la revista del conejo nos tiró un lamento boliviano, no hay clítoris a la vista como con Sabrina Rojas, y mucho menos labios vaginales como con Emme. En dónde, cómo nos pueden mentir tan descaradamente una vez mas anunciando que el desnudo de Evangelina Anderson en Playboy iba a ser “osado y total”. Y eso que anunciaron que el cachet de Eva va a depender de la venta de la revista, con lo cual tenía un incentivo para mostrar algo de papo, pero nada. Igual, la belleza inobjetable de Evangelina, a pesar de no haber hecho el desnudo total prometido, alcanza y sobra para romper cabezas mal, y ser una de las mejores producciones del conejo del orto hasta el momento. Es divina, mirala cómo se exprime ella sola las tetas y te mira preguntando “querés una chupadita?”. No te quedes ahí parado, chupala toda a la peti!

Evangelina AndersonEvangelina Anderson

Evangelina AndersonEvangelina AndersonEvangelina Anderson

Carla Conte en la ducha

Carla Conte

Carla Conte es para muchos la morocha más atractiva de la Argentina, un honor notable considerando que lo consigue sin mostrar nada, al punto de hacer fotos en la ducha totalmente vestida. Pero la perdonamos porque tiene una cara como de la noviecita que te enamora, una boca hermosa y un par de gemelas matadoras.

Carla Conte

Carla Conte nos da la espalda cuando le pedimos que se desnude. Lo que deben ser esas gemelas desatadas, ese papo jugoso en primer plano!

Era muy loco el sueño, porque la altura del trampolín del club YPF era suficiente para hacerte sentir los huevos en la garganta, pero igual tomaste carrera y te tiraste de cabeza a la gigantesca Carla Conte que desnuda te esperaba abajo. No tuviste miedo, porque sabías que las enormes tetas de Carla no sólo iban a amortiguar el impacto de la caída sino que además iban a hacerte muy feliz. Qué placer por favor, lanzarte con todo sabiendo que vas a rebotar en las mullidas ubres gemelas de Carlita en una especie de “paseo lunar” pero erótico. Caminar sobre esas tetas naturales no es fácil, y para incorporarte tenés que agarrarte de uno de los timbres de Carlita que tienen el tamaño de esos pilotes de cemento anti coches bomba. El plan es subir al trampolín y esta vez apuntar el clavado como para caer directamente sobre el clítoris de Carla y provocarle un tsunami orgásmico. El clavado venía alucinante, Carla Conteperfectamente apuntado al descomunal y jugoso tajo de Conte, la aceleración era infernal bajando hacia el delicioso objetivo, la cabeza se te llena de adrenalina y la otra se hincha de sangre anticipando una entrada triunfal en el papo de Carla Conte. Listos para el impacto: tres, dos, uno… y te despertás con un fatal eructo con olor a muzarella pasada y ajo rancio que te corta el sueño en la mejor parte. La gran puta, comiste demasiada pizza la noche anterior mirando a Carla re colgado Bailando por un Sueño, y con el bajón de la eliminación te pasaste con la birra y el faso. “Ayer casi lloro cuando Carla quedó afuera de Bailando despues de haberla luchado tanto”, cuenta Pablo de Avellaneda, que es fan de Carla porque es “la mujer más linda, sincera y humilde de la Argentina”. Carla colecciona admiradores porque como dice Martín, “es la morocha ideal para el volteo” — y eso que todavía no peló esas gemelas hermosas como todos queremos, no nos regaló una vista de Carla Conteese papo jugoso y soñado. Pero así y todo, a la morocha le alcanza para subir al tope de la lista de las mejores argentinas, incluso entre gente experimentada. “Sobre gustos no hay nada escrito, pero para mi gusto es la mujer más linda que he visto desde que tengo uso de razón, y eso que he visto varias con mis treinta y cinco”, dice Ariel, que cree que Carla “no sólo es la morocha más linda, es la más linda comparada con todas, sin duda. Ojalá que siga manteniendo esa feminidad y la delicadeza”. Seguro, pero la hinchada quiere carne, porque la morocha está para comérsela cruda.

Carla Conte

Quién pudiera tener un almohadón de cuero como cara y disfrutar de la cola de Carla Conte metiendole lengua a fondo! La morocha se abre de gambas y uno quisiera ser el aire del ventilador para entrarle a lengüetazos a ese papo que nunca quiere mostrar. Curvas mortales, tetas naturales, boca petera: morocha infernal.

Carla Conte

Carla Conte se abre de gambas y mira hacia abajo a ver si entra alguna pija. Sería la foto del milenio sie estuviera desnuda.

La morocha no muestra y sin embargo tiene calientes a todos, inclusive minas. “No me gustan las minas pero hay que reconocer que está más buena que comer pollo con las manos!”, dice Maru en un arranque de sinceridad, “si le tengo que dar a una mina, le doy a Carla, jeje.”. Y nosotros te daríamos a vos cuando le dés a Conte, nada más que para colarnos en la escena. “Tenés lolas perfectas, un culo espectacular y sensual —ponete en bolas Carlita y tapale la boca a todas las pelotudas que andan por ahí”, le pide Fercho y tiene razón, todos queremos ver a Carla Conte desnuda en Playboy, o en un video casero (se imaginan? mamita!). Quizás el sueño de ver a Carla Conte desnuda esté ahora un poco más cerca, porque hasta hace un mes atrás la morocha más popular de la Argentina ponía a su novio como excusa para no ponerse en bolas, pero Carla Conteahora el pibe quedó en el camino. “Después de vivir tres años con Guillermo y aún queriéndonos, decidimos no convivir”, dice Conte con esa bocota hermosa, “nadie lo entiende, pero es nuestro rollo y punto”. Carlita, nuestro rollo es que nos dejes ver todo tu esplendor, tus fans te lo reclaman. “Carla, sos la mujer más hermosa de la Argentina, sabes cómo me gustaría hacerte ese precioso orto”, dice Yo en su comentario y agrega “daría hasta mi alma al diablo por cogerte!”. Carla tenés que salvar a este admirador tuyo de las garras de Barrabás, no podés permitir que se lo lleve el malvado. Qué te cuesta pelar esas lolas suculentas y dejarnos pispear esa jugosa empanada de carne?