Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

María Eugenia Ritó pela terribles tetas

Maria Eugenia Rito en tetas

Oíd mortales el ruido de rotas cadenas: son las que rompió María Eugenia Ritó al pelar esas terribles pochas y mirarte preguntando si tenés aguante o el flaco de polera va a morir de asfixia turca. “Yo salí con muchos trabajadores, gente común” explica la petisa, “eran reos pero bien machos, porque eso es lo que más me importa, que sean bien machotes.” Y fue en búsqueda de ese macho cabrío que la rubia fue ganando la experiencia que la convertiría en la atleta sexual que es hoy. “De chica estuve con un taxista, un heladero, el verdulero” explica Ritó, “tiene su morbo tener sexo con un estibador, un camionero, un carnicero… está muy bueno.” Puede que la petisa haya invitado muchos gremios a su cama, pero aclara que ninguno entró por la puerta de atrás. “Hay cosas que no hago, y dar la cola es una” dice lapidaria, “no me quiero ni acordar porque la pasé muy mal.”

Maria Eugenia Rito pela tetas

Eugenia Ritó peló flotadores pero no alcanzó a entregar la merluza en el puerto de Mardel porque “no se veía nada”.

Si los mini timbres de Belu te dejaron con hambre, andá sacando el cuchillo de carne que acá llega Ritó con dos patys suficientes para alimentar a un puerto lleno de marineros. “En Mar del Plata había como cien estibadores mirándome con la boca abierta” dice Ritó de cuando se sacó la ropita en el puerto de la ciudad que por algo llaman Feliz. “Al principio estaba cohibida” dice la petisa y no era para menos al ver que los pibes del puerto le querían filetear la merluza y comérsela tipo sushi, pero la experiencia nocturna le aconsejó no resistir. “Así que maria eugenia rito desnudadespués me relajé” agrega la petisa aliviada, “y pelé lo que había que pelar.” Y lo que peló fueron dos terribles pochas, pero los estibadores se quedaron con el pescado sin vender. “Es que no me calenté con ninguno porque era de noche y no podía ver bien” dice la petisa dando a entender que si no fuera por la oscuridad con gusto habría entregado la merluza a los pescadores, sumando un nuevo gremio a su lista. “He tenido mis historias con trabajadores y tipos comunes” explica Ritó, “porque tiene su morbo la fantasía de tener sexo con un estibador, un camionero, un carnicero, está muy bueno.” Es que para llegar a ser una petera de excepción es necesario entrenar fuerte con todas las garchas disponibles en el barrio. “De chica maria eugenia rito muestra la colaestuve con un taxista” dice la rubia recordando una de sus primeras bajadas de bandera, una experiencia que después se hizo costumbre. “Me gusta hacerlo en autos” reconoce la petisa y aclara que no se necesita que sea en una súper nave, “puede ser cualquier auto, pero bueno, un fitito no.” Ritó también confiesa que de pendeja (lo que debe haber sido!) también estuvo “con el heladero” donde aprendió a chupar el cucurucho de crema, y “con el verdulero de la esquina” que le debe haber enterrado la batata bien a fondo pero ojo no en la cola — Ritó admite haber recorrido los cien barrios porteños, pero asegura que nunca tomó por la colectora. “Hay pocas cosas que no hago y dar la cola es una” dice Ritó y a vos te queda la duda en ambas cabezas, aunque parece sincera Maria Eugenia Rito toplessporque no dice estar invicta. “Tuve sexo anal una o dos veces” reconoce la petisa y vos soñás con ser el tercero pero está muy difícil. “No me gustó nada, no me dió ninguna satisfacción” insiste la rubia y ya casi como traumada agrega “ni sé si me dolió o no porque no me quiero ni acordar, la pasé muy mal.” O sea, de comerle la raba a Ritó ahí en el puerto de Mar del Plata ni hablar, pero si tenés suerte podés llegar a usarla de anillo. “Lo máximo que me puedo llegar a bancar en la cola es un dedo, ese es mi límite” dice la rubia sabiendo que no puede dejar a todo un país sin esa colita de cuadril, “pero igual prefiero que no me metan ni un dedo.” Y bueno, dibujá una uña y dos nudillos en el forro y decile que tenés el dedo hinchado!

Eugenia RitoEugenia RitoEugenia Rito

María Eugenia Ritó

La cara de viciosa insatisfecha de María Eugenia Ritó tiene una explicación, y es que tiene ganas de estar con una mujer pero no se anima. “Me faltaría estar con una mujer” dice la petisa y te mira para ver si te la creés, “es una fantasía que puedo concretar en un futuro lejano o no tanto”. Pero la rubia tiene muchas tetas y poca memoria, se olvida que todo el país la vió acosando a Ernestina País por televisión de una manera que sólo puede hacer una torta experimentada. “En privado nunca acosé a nadie” ofrece como defensa pero en realidad se condena, “pero igual no encararía como hacen los hombres, esperaría saber si comparte mis sentimientos, porque a mi me gustan las minas femeninas, delicadas como yo.” Y como si quisiera confirmar los rumores, dice que “Silvina Luna por ejemplo es una mina muy linda y femenina, a mí no me gustan los tortones, esas minas que caminan y se visten como hombres.”

Bajate el video de María Eugenia Ritó

Andrea Rincón y Valeria Degenaro en tetas

Andrea Rincon y Valeria Degenaro

Andrea Rincón y Valeria Degenaro chocan tetas en un brindis por la putez que se trasladó al momento mismo de sacar las fotos. “Me cuesta calentarme cuando hago producciones” dice Andrea, “pero hoy me calenté con uno de los chabones que miraban detrás de cámara”. Y si Andreíta estaba quenchi, Valeria no se quedaba atrás. “Andrea está muy buena, tiene un físico avasallante, me excité un poco” reconoce Degenaro y Rincón no se queda atrás. “A mí me gustan los hombres y mucho, pero Valeria está muy fuerte.” Se ha formado una pareja!

Andrea Rincon pide pete

Los ojos de Andrea Rincón te preguntan si sale turca o pete, pero mejor no le digas, dejala con la duda — bien adentro.

Un buen par de tetas es algo excelente pero dos pares de tremendas tetas es mucho mejor, especialmente si pegadas a esos globos están Andrea Rincón y Valeria Degenaro. Todavía falta para el 2012 anticipado por el calendario maya, pero cuando las chicas se juntaron la Tierra tembló, porque esos pechos tienen una masa suficiente para orbitar como planetas. Y la fuerza gravitacional de esos globos atrajo a sus dueñas, que en medio de la producción de fotos estuvieron a punto de Valeria Degenaro y Andrea Rinconcomerse la boca mal. “Ojo que a mí me gustan los hombres y mucho, pero no puedo negar que Valeria está muy fuerte” dice Andrea Rincón poniéndole el pecho a la situación. “Y Andrea también está re buena, la verdad que tiene un físico avasallante, por eso en las fotos se me ve excitada” reconoce Valeria Degenaro, “pero también me atemorizó un poco cuando vi que se me venían esas dos lolas encima, qué querés que haga?”. Lo que queremos que hagas Vale, es que muestren las almejas y se toquen a gusto, porque con Andrea ya estuvieron juntas en varios tiroteos. “Hubo un verano en que las dos hicimos temporada en Carlos Paz” cuenta Andrea, “y cuando nos veíamos en algún boliche nos quedábamos las dos tomando y andrea rincon y valeria degenaro en tetasboludeando toda la noche.” Imaginate la escena: Andrea Rincón y Valeria Degenaro chupaditas y solas, listas para lo que venga. “Una vuelta estábamos las dos medio tomadas en un boliche y nos comimos a dos hermanos” confiesa Andrea y vos no podés creer el orto de los pibes, sólo superado por el de las chicas. “Pero ella se comió a uno y yo a otro” aclara Andrea como para que nadie piense que son un par de fiesteras chupapijas. “Lo que pasó fue andrea rincon en tetasque no estaban tan buenos como para enfiestarse” interrumpe Valeria con uno de esos ataques de sinceridad que induce la putez, “obvio que los hermanos querían más, todos siempre quieren más.” Y ahí aparece la primera fisura en ese tremendo frente común que presentan las chicas, porque mientras Degenaro necesita pibes facheros para enfiestarse, para Andrea a buen hambre no hay pan duro. “Sabés los bichos que me comí en Saavedra, mi barrio?” pregunta Andrea orgullosa, “ya se me pegaban desde chica porque desde los 15 que tengo este cuerpo, tenía menos tetas que ahora, pero ya eran grandes en esa época”. La hija de ruta se come los bichos que quedan pegados en esos tremendos radiadores, y por eso Valeria Valeria Degenaro y Andrea Rincon toplessdesconfió cuando estaba con Nino Dolce en un boliche y Andrea vino a saludar. “Esa vez pensé que me lo querías cagar a Nino” dice Valeria del novio que dejó porque “me conoció desnuda en su programa de Playboy, pero después no quería que trabajara mostrando el cuerpo.” Igual Andrea dice que ahora con la fama no come tanto bicho. “Estoy mucho más selectiva, ya no me da estar con cualquiera” explica la morocha, “no me banco estar con un chabón que dice todas pavadas y como no soy de las que dicen ‘che, te pido un taxi’ prefiero consolarme con un juguetito.”

Valeria Degenaro y Andrea Rincon

Andrea Rincon y Valeria DegenaroSi se te hace difícil elegir a cuál de las dos atacar primero no te preocupes, porque todos los caminos llevan a Roma: tanto Valeria Degenaro como Andrea Rincón son dos hermosas rutas pero por alguna razón todos quedan parados. Agarrá viaje tranquilo que lo peor que te puede pasar es que pinches, y ahí tampoco te preocupes porque gomas hay de repuesto!

Valeria DegenaroValeria Degenaro

Bajate el video de Andrea Rincon

Bajate el video de Valeria Degenaro en Playboy

Wanda Nara, vuelve la botinera más petera

Wanda Nara

Wanda Nara dice que desde que se convirtió en madre es una mujer totalmente diferente. “Cambié un montón de cosas” dice la rubia, “porque ahora mi vida gira alrededor de mi hijo Valentino y todo lo demás pasa a segundo plano.” Bueno, casi todo, porque el orto volvió al primer plano como en los viejos tiempos. “Me encanta hacer fotos jugadas” explica la petera más famosa del país, “pero a Maxi no le gusta, así que esto va a ser una sorpresa.” Lo que no sorprende es que la putez de la rubia siguió de casada igual que soltera y ni siquiera frenó cuando estuvo con el bombo. “Embarazada tuve un sexo increíble, le di hasta el último momento sin parar, no me importaba nada, ja!” dice divertida la rubia sin pensar que mientras ella la pasaba bomba el nene tenía que esquivar los pijazos. “El médico le dijo a Maxi, ‘menos tirarte desde el techo arriba de ella, hacé que quieras’ y yo tuve más ganas que nunca porque estaba con las hormonas a full.”

Wanda Nara

Wanda Nara dice que Maxi le prohibió hacer fotos, pero la putez es más fuerte. Qué orto!

Volvió Wanda Nara y puso de nuevo la cola con un pedazo de labio paponero asomando entre los cantos como para confirmar que la putez sigue intacta a pesar de una larga ausencia. “La última tapa de revista la hice en junio de 2007” recuerda Wanda con nostalgia, “desaparecí porque me casé y tuve un hijo, chicos.” Hay un dejo de duda en Wanda, como si estuviera llorando por la leche no derramada sobre ella en estos años. “Así es la vida… estuve viviendo en Rusia con Maxi y aunque la vida del jugador es súper tranquila, yo no la pasé mal.” Y claro, porque cuando escuchaba el maullido de la putez, Wanda salía a la estepa rusa como gato en busca de leche. “En Rusia me iba de joda con una amiga” Wanda Naraconfiesa la rubia, “nos fuimos a un bar cubano de Moscú y nos pusimos en pedo.” Que cómo lo tomó Maxi López preguntás? Imaginate cómo te caería a vos si se te escapa el gato y vuelve de noche relamiéndose la leche del hocico. “Cuando volví en pedo se armó un quilombo total” dice Wanda sorprendida porque le sacaron la roja, aunque ella también marca de cerca a su hombre, porque sabe el constante peligro petero que acecha a los jugadores. “A mi marido lo tengo bastante controlado, Esperanto por wanda naraejemplo lo tiene prohibidísimo” explica la rubia, “ya me pasó de dejarlo solo para ir a desfilar y cuando volví tenía 10 modelitos alrededor, todas botineras.” Wanda conoce la técnica porque es la que usó ella para salir del anonimato cuando se le tiró encima al Diego en La Morocha buscando el pete de gol. “Son esas que se mueren por chatear con un jugador o enganchárselo sin importar si es casado o soltero” dice Wanda como olvidando que si logró tener una dulce vida es porque se la pasó Wanda Naratragando lactosa. Pero la putez es más fuerte: una botinera no puede vivir alejada de los vestuarios y Wanda no es una excepción. “Ojo que al revés también me pasó” reconoce la muy picarona, “a mí se me acercan todo el tiempo jugadores, y eso que son colegas de mi esposo”. Pero Wanda, algo deben haber visto para sentir que podían encararte, habrán encontrado el video del pete o las fotos donde se nota que las tetas son de mentira pero la putez es real. “Es que a mí me wanda naragusta se sexy” protesta Wanda como si fuera la hora de la merienda y no le dejaran tomar la leche, “y me encanta hacer fotos jugadas… pero a Maxi le trajo problemas, cuando me conoció no podía decirles a los jugadores de River que estaba saliendo conmigo porque todos estaban mirando mis fotos.” Y claro, si blanqueaba los compañeros de club le iban a pedir compartir el gatito, pero Maxi se quería casar. “Y ese fue el momento en que Maxi me dijo no quiero esto para mi mujer” Wanda Nararecuerda Wanda del momento en que López le prohibió salir en revistas, “y yo lo entendí, porque a un hombre le gusta tener una inda mujer al lado pero no que todo el mundo la vea desnuda.” Y menos que la vean peteando, así que ella trató de cumplir, pero la putez fue más fuerte. “No sabe que hice estas fotos” confiesa Wanda divertida, “esto va a ser una sorpresita.” En España fue igual, la rubia trató de portarse bien, pero Maxi tampoco pudo pasar el gato por liebre. “El problema fue que los jugadores del Barza vieron fotos mías y no sé cómo” explica Wanda olvidando que en Barcelona también llega la Internet, “para mí que llegaron revistas mías a las concentraciones, debe haber algún jugador que las compró por mayor y repartía.” Y hablando de repartir, el gato en la foto de abajo tiene ganas de tomar la leche.

Wanda NaraWanda NaraWanda Nara

Wanda Nara

Wanda Nara no pudo resistir la tentación de volver a sacarse fotos aunque Maxi López le haya pedido expresamente que no saliera más en las revistas. “Me gusta ser sexy y hacer fotos jugadas” dice Wanda, “Maxi no sabe que voy a ser tapa de nuevo en Argentina antes de irnos a vivir al sur de Italia, donde se están abriendo muchas puertas.” Y por la manera que pone la cola, en Italia no sólo le van a abrr las puertas. “Cuando estoy caliente apenas se duerme el bebé vamos y nos damos con todo” dice con el candor de la putez, “el matrimonio no me cambió en ese aspecto, ademas casada y todo se me acercan jugadores de fútbol compañeros de Maxi, no les importa nada porque ven mis fotos durante la concentración.”

Wanda NaraWanda Nara