Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Nony Doll, morocha petera y partuzera

Noelia Tamargo (alias Nony Doll)

Tiene una boquita que inmediatamente explica cómo hace Nony Doll para sobrevivir en las calles salvajes de Buenos Aires. “Escuchá, no tengo esta boca ni esta cola al divino botón” dice la morocha desafiante, “está claro que lo mío es calentar, me gusta provocar pero además voy al frente y no paro, está mal?” La morocha tiene un ojete que no está nada mal y además le encanta entregarlo. “Siempre voy por la colectora” reconoce la morocha, “también me gustan los tríos, el cambio de roles y jugar con la fantasía para despertarte el morbo.”

La cola de Noni Doll

Nony reconoce que tiene el orto hecho — a pijazos. “Ese es mi secreto para tener la cola que tengo” dice la morocha, “me gusta ir por colectora a fondo.”

Olvidate de los gatos monteses, pumas de Bengala y otros felinos comunes: Nony Doll es una morocha cuyos estratosféricos niveles de putez y suculento orto es un verdadero ThunderCat, un felino alienígena de rasgos humanoides programado para cumplir todos los deseos sexuales de cualquiera que contrate sus servicios. “No tengo problema en tener sexo con cualquier persona” dispara la morocha, “yo no discrimino por raza, religión ni sexo porque soy una chica muy abierta.” Recontra abierta en verdad, porque la morocha es una de esas rara avis que prefiere el Nony Doll en tetascamino de tierra en vez del pavimentado. “Voy siempre por la colectora, me encanta” reconoce la morocha, “por atrás me encanta y además voy hasta el final.” Obvio que es un ejemplo para toda la juventud, claro que sí, y como todos los grandes de cualquier profesión, no sólo ejerce sino que también enseña a sus discíputas. “Muchas chicas que recién se inician me consideran una profe sex” dice con orgullo, “tengo mucha experiencia y las que son chiquitas necesitan una guía para aprender ciertas cosas.” Principios básicos como la discreción, porque a menos que tenga delante una garompa, una profesional debe mantener la boca cerrada. “Yo nunca doy nombres y eso que estuve con Nony Dollmuchos famosos” dice Nony, “pero no abro la boca porque si no van muertos son muchos los que hicieron noni con Nony y prefiero dejar sus nombres bajo las sábanas.” Pero no tomes lo de las sábanas literalmente, porque Noelia (su verdadero nombre, usa “Nony” porque “Gata Noelia” ya estaba registrado) no sólo garcha en la cama, sino dondequiera que pinte. “Me cabe en cualquier lugar” dice Nony con picardía, “y a cualquier hora, me gusta el mañanero, el vespertino, el nocturno… le doy todo el día!” Y Nony Doll de culocomo a la putez la pintan calva, Nony se asegura que le rellenen todos los agujeros del cuerpo con enduido lácteo. “Muchas chicas me preguntan cómo hago para tener esta cola” cuenta la morocha, “y por eso quiero revelarles mi secreto: yo no entreno la cola, sólo tengo mucho sexo y del bueno.” O sea, ese ojete está hecho pero también es natural, una paradoja notable aunque no tanto como la que tenés en los lienzos al ver ese ojete, y eso era antes de saber que salía partuza. “También me gusta garchufear en grupo, me fascina cuando en el sexo hay más de dos personas” se entusiasma Nony, “me encanta compartir un tipo con otra mujer, eso me calienta mucho!”

Nony DollNoelia Tamargo pone el ortoEl orto de Nony Doll

Noni Doll en tetas

Cuando Nony Doll pone la bombacha a media asta es porque se viene el entierro: la morocha te espera lista para hacerte un show privado de esos que tanto disfruta. “Me gusta calentar, es parte de mi personalidad” reconoce la morocha, “por eso me gusta hacer shows, bailar en el caño y mostrar las tetas… en realidad no tengo problemas en ponerme en bolas en cualquier lado y cumplir fantasías.” Como la de la mucama que va a domicilio para sacarte el polvo. “Me gusta disfrazarme de mucamita y caerte de imprevisto” explica Nony, “cuando llego te pregunto “qué quiere que le haga patrón?” Pero no le digas que haga lo que quiera, porque te podés llevar una dolorosa sorpresa. “Una de las cosas que más me gusta es el cambio de roles y jugar con esa fantasía” confiesa la morocha, “con eso te hago la cabeza y te despierto el morbo, es una muy buena previa.”

Bajate el video de Noni Doll
También disponible en 3gp para celular

Floppy Tesouro entrega orto contra la pared

Floppy Tesouro pone la cola

Floppy Tesouro vuelve para revalidar sus título de mejor cola natural y abrirla a nuevos comentarios. “Hay mucha cola hecha en el ambiente, pero la mía es totalmente natural y por eso me encanta mostrarla” explica mientras por las dudas ya va poniendo las manos contra la pared, “y no me incomodan para nada las cosas que me dicen por la calle, lo que pasa es que soy de las que no cuentan nada pero soy muy sexual, si fuera por mí lo haría todos los días.” Voluntarios sobran, pero taladrar ese ojete no es fácil. “No todos me pueden llevar el ritmo, soy mandona y me gusta cabalgar arriba y te dejo de cama!” amenaza Floppy, que además aclara que la entrada al parque de diversiones que tiene por ojete no es barata. “El nivel adquisitivo que tengas es importante, la plata está buena” reconoce Floppy, “todas en el medio quieren tipos con guita y yo no puedo estar con alguien que no tiene nada.” Pero poné la tarasca tranquilo que ese ojete no tiene precio y el servicio viene garantizado. “Nada de hacerlo rapidito, yo le pongo mucha actitud, besos por todos lados, me entrego por completo” dice vendiéndose Floppy, “me doy por completo para que la pases bien, soy muy buena amante porque soy muy fogosa, en la cama acepto todo.”

Las Tetas de Flopy Tesouro

Explotan las tetas de Floppy! No, en serio, ya pasó. “Se me reventó un prótesis hace un tiempo” dice Floppy, “la pasé mal pero después sobraban voluntarios para el ablande!”

Acorralada contra la pared en tetas y portaligas, Floppy Tesouro se ve perdida y trata de pedirte clemencia, pero el tiro le salió por la culata. O mejor dicho, le entraste como tiro por la culata porque cuando te miró con carita de “date el gusto pero despacito porque yo vivo de mostrar el ojete y no puedo salir en las fotos con la escarapela de cuero a la miseria” en realidad te incentivó para hacerle un verdadero desastre en el nudo del globo, no sólo porque ese orto lo merece, sino para vengarte de los photoshopistas complicándole la tarea. “Me fascina hacer estas producciones, me permiten sacar toda mi faceta de femme fatale” dice florencia tesouro, terrible ojeteFloppy admitiendo su putez, “las primeras fotos sexy que hice fueron vestida de cowboy en una granja bien al estilo de Pasión de Gavilanes, en cada nueva toma la cowgirl se iba quedando sin ropa, me fascinó hacer esas fotos y sé que fueron muy comentadas en Internet.” Y así, de puro culo, Floppy saltó a la fama aunque ahora diga que quiere -adivinaste- ser actriz. “No me conformo con ser sólo una bomba sexual” explica la ex Cola Reef, “ahora también canto, bailo y actúo porque decidí tener una carrera más amplia.” Y vos con gusto le ampliarías los cantos a esta guacha de putez temprana. “Ya de chiquita sabía lo que quería ser y le pedía a mi familia que me filmaran” recuerda Florencia, flopy tesouro en cuatro“el físico me ayudó mucho, pero igual no quiero que vean sólo como una bomba sexual porque cambié, antes buscaba lo pasional pero hoy busco cariño, compañerismo y amor verdadero.” Y guarda porque si te creíste esa te pueden llegar a vender un buzón con una ranura tan grande y abierta como la de Floppy, que admite su inocencia es un personaje. “En “Qué Gauchita es mi Mucama” hago de una nena que frente al papá es una santa pero cuando él se va se desata una fiera” floppy tesouro en portaligasexplica la ex Gran Hermano, “y en lo personal soy parecida, juego al amor pero puertas adentro en la intimidad soy lo más gauchita que hay.” Y guarda que esta gauchita sabe montarse al pingo como ninguna. “En el mete y ponga soy un diez, soy muy buena amante!” dice con orgullo guachesco, “sé que no vale que lo diga yo, pero te aseguro que en la cama le pongo mucha actitud, rindo al máximo y doy todo.” Y eso incluye esa cola que Floppy dice va a seguir entregando en privado y en fotos al público. “Me gusta muchísimo que me la festejen y además mostrar mi cuerpo me gusta y me hace bien” dice Floppy de su Tesouro, “nada es para siempre, pero mientras la tenga firme voy a seguir mostrándola!”

Florencia TesouroLas tetas de Floppy TesouroFlorencia Tesouro se agarra las tetas

Floppy Tesouro con la cola en remojo

Los flotadores de Floppy TesouroJugoso, perfecto, increíble: Floppy Tesouro pone el orto para la cámara como hizo en la porno que nunca vas a ver porque la guacha las borra. “Si sos mi novio y me pedís que nos filmemos teniendo sexo todo bien” dice para terminar de partirte la cabeza, “me encanta porque una filmación casera sirve para condimentar una previa, pero lo vemos y lo borramos, eh?” Pero vos no vas a poder borrar tan fácil esta ProctoCam de tu cabeza, y menos cuando Floppy dice que no le daría verguenza que veas ese mismo ojete pero a tajo pelado, sin la tanga. “A las mujeres nos encanta sentirnos deseadas, si te ratoneás viendo la filmación me halaga” admite Florencia, “el problema es si empezás a mirar videos de otras minas para entrar en calor, ahí ya no me gusta ni un poco.” Es que Floppy se tiene fé para cumplir todas tus fantasías, excepto una. “Soy muy complaciente con todo lo que quieras, pero no me pidas que llame una amiga porque soy muy celosa” explica la ex Cola Reef, “soy partidaria del sexo de a dos, nunca compartiría a mi pareja y tampoco quiero que me compartan.” Y tiene razón, porque ese ojete no es para convidar –es para comértelo entero vos solo!

La cola de Floppy Tesouro en alta calidad HD

La cola de Florencia Tesouro en alta calidadEl orto de Florencia Tesouro en alta definicion

Bajate el video de Flopy Tesouro
También disponible en 3gp para celular

Adriana Barrientos, chilena concha barbuda

Adriana Barrientos se agarra el ojete

Adriana Barrientos en su debut y despedida: la chilena entró por la puerta grande ostentando orto, tetas y otros caros artículos de lujo, pero se tuvo que ir por la puerta chica cuando quedó claro que en vez de leona millonaria es un gato barato. “Me dicen la Leona porque hago de felino” reconoce la chilena, “me tiro el pelo para adelante y luego con fuerza hacia atrás y muestro las garras para dar el zarpazo.” Pero el ataque falló y las colegas se comieron a la leona. “No canto ni bailo, no hago nada, soy el león del circo, cuándo los leones del circo han cantado o bailado?” reconoce la chilena (obvio taxi, fijate la concha barbuda abajo), “pero nadie me dijo que yo tenía que traer talento para Argentina, yo vine con lo que tengo!” Y con el orto y las tetas que tiene sería suficiente, pero la chilena no quiso entregar. “Es que soy virgen como todas las chilenas solteras” dice con sonrisita de gato tan caro como el Porsche descapotable que maneja, “no sé lo que me pierdo en el sexo, esas sensaciones no he podido conocerlas.”

La concha de Adriana Barrientos

Concha peluda en bombacha de una luca: chilena afeitate el papo que no cuesta nada!

La chilena Adriana Barrientos vino para conquistar el país con la clásica receta: armar quilombo acusando a las demás de gato mientras trata de subir su propia tarifa mostrando un ojete que dice tiene todos los agujeros a estrenar. “Yo sigo virgen,” dice como si alguien pudiera creerle, “en Chile se usa mucho eso que las mujeres antes de casarnos no podemos incursionar con ningún hombre, y no puedo romper eso.” Pero la chilena se fue con el Adriana Barrientos, la leona tetonaorto roto: la rajaron del teatro y encima conoció la anaconda argentina. “Dicen que estuve con Carlitos Nair y que probé la anaconda, hay una foto es verdad pero yo no me acuerdo de esas cosas” se ataja Barrientos, “Carlitos es un amigo nada más.” Y parece que la chilena tiene muchos, muchos amigos porque de otra manera no se explica de dónde saca la guita para vivir como millonaria. “Me acusan de ser gato y me pegan porque soy la primera chilena contratada para hacer temporada en Argentina” se ataja la rubia trasandina, “pero las carteras Louis Vitton, los zapatos adriana barrientos pone el ortoVersace y el Porsche descapotable me los gané con mi trabajo.” En qué consiste ese trabajo preguntás? “No canto ni bailo, no sé hacer nada, pero tengo todo este cuerpo para ofrecer a un hombre y eso tiene un valor” reconoce la chilena, “y por eso estuve en un reality y llegué a la final del Bailando.” Pero según dice, nunca llegó a la final en la cama. “Todavía esas sensaciones no he podido conocerlas, no sé de qué me pierdo en el sexo” manda fruta la chilena, “no tengo calentura en el cuerpo, si no hay amor una no se puede abrir de piernas, estoy esperando alguien que venga con una libreta.” Y tarjeta!

Adriana BarrientosAdriana BarrientosAdriana Barrientos

Adriana Barrientos

Adriana Barrientos en morochaLa chilena Adriana Barrientos compró una copia del Manual de Wanda y cruzó la cordillera en busca de fama y dinero para bancar sus gustos, que son bien caros. “Mis calzones cuestan mil dólares” dice como para rechazar la acusación de ser un gato barato, “uso Rolex, carteras de Louis Vuitton y zapatos de Versace, pero todo me lo gané en buena ley porque es como me cantaban en el reality — no tiene talento pero es buena moza, tiene buen cuerpo y también otra cosa muy poderosa en televisión: tiene un trasero que causa sensación!” Y si bien los negros pelos de la concha contrastan con el pelo rubio (que dice se lo tiñó porque de morocha la confundían con Silvina Luna) la chilena insiste que nunca fue taxi. “Tengo todo este cuerpo para ofrecer a un hombre por un valor, pero es amor y cariño solamente, porque como dije soy virgen” dice como si el cariño comprara el Porsche descapotable 2010 que tiene, “igual sola nunca estoy… puede que no llueva, pero siempre gotea y son buenas gotas.”

Adriana BarrientosAdriana Barrientos concha upskirtAdriana Barrientos upskirt Adriana Barrientos

Bajate el video de Adriana Barrientos
También disponible en 3gp para celular