Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Andrea Rincón pide chupada de concha

Andrea Rincón

Andrea Rincón sabe cómo agarrar la herramienta y ponérsela en las tetas, algo que increíblemente muchos se olvidan de hacer. “Sabés que por más que parezca, no todos me piden turca?” dice sabiendo que el dato va a sorprender, aunque aclara que que turca o no, el servicio es siempre de primera. “Yo hago todo para que el otro esté a full” dice con tono profesional, “si es necesario que entregue la cola, que franelee con otra chica para seducirte o use las lolas lo voy a hacer, quiero ver que el otro está totalmente caliente y no puede más, eso es lo que me excita.”

Andrea Rincon pela tetas

Rincón dice que le encanta que le muerdan los patys. ¿Será por eso que están tan gastados?

Es un gran día para ser mecánico: Andrea Rincón se dió una vuelta por el taller y quiere que le hagas un service. “Qué mina no fantasea con el mecánico todo engrasado?” dice la morocha mientras pela sus tremendas tetas y empieza a palparte la herramienta mientras te va explicando qué es lo que necesita. “No tiene que ser alguien musculoso, carilindo o si tiene un poco de panza” dice Andrea confirmando la vocación democrática de la putez, “la onda es que sea barbudo, bien reo para que me franelee y me pase la andrea rincongrasa!” Y aunque no seas reo o barbudo, engrasala bien durante el service antes de salir a probar el auto por la colectora. “No todos la saben llevar por la colectora” dice Rincón, “varias veces me pasó que se me irrita el colon y no la pasé bien para nada.” Mejor agarrá por la autopista y vas a ver que Andreíta es la copiloto perfecta. “Me recontra va la del auto, soy de juguetear mucho en los semáforos” dice entusiasmada, “y si es un viaje largo no puede faltar el pete de ruta.” Andrea Rincón es una auténtica hija de ruta y como tal espera que vos cumplas el código caminero de reciprocidad. “Yo te hago el pete pero me tenés que devolver el favor” Andrea Rincondice con la boca pastosa pero lógica impecable, “me encanta que me hagan sexo oral y ojo que no soy egoísta, soy muy gauchita a la hora de retribuir!” Dicen que el colmo de una petera es irse de boca, y a Rincón se le armó Lío con Messi. “Está enojado porque conté que estuvimos juntos” explica la morocha, “pero me llamó y dijo que ya se le va a pasar.” Es que más que perdonarla tendría que pagarle Andrea Rinconun bonus, porque en realidad Rincón le hizo el enorme favor de confirmar que el Pulga es un grande. “Estaba el rumor de que venía medio corto pero nada que ver, me sorprendió muchísimo!” dice Andrea feliz, “el Pulga calza muy bien, puedo decir con seguridad que la regla de la “L” se cumple!” Y si vos querés cumplir con Rincón, tenés que conocer sus debilidades. “Tengo dos secretos a la hora de ir a la cama: me encanta que me hagan sexo oral y me vuelve loca que me muerdan los pezones” dice la morocha como revelando el misterio de esas areolas tan gastadas, “con esas dos cosas me tenés lista para lo que sea.”

Andrea RinconAndrea RinconAndrea Rincon en tetas

Andrea Rincon en tetas

Uno pensaría que para perforar un camión con la carrocería de Rincón hace falta tremendo taladro, pero Andrea dice que un buen service depende más de la habilidad del mecánico que del tamaño de la herramienta. “Siempre digo que prefiero que sea mediana y juguetona que grande y boba” aclara la morocha y no te preocupes en aclarar que la frase es “mejor chiquita y juguetona” porque si es mínima no la siente. “A mí me va hasta mediana, menos no” dice Andrea, “me pasó de encontrarme con algo muy chiquito y fue terrible.” Por eso la morocha respiró (o tragó mejor dicho) aliviada al comprobar que el rumor sobre la Pulga era falso. “Estaba el rumor de que venía medio corto pero nada que ver, la Pulga calza re bien!” dice entusiasmada, “hablan por envidia, puedo decir con seguridad que la regla de la “L” se cumple con la Pulga, tiene un lomo increíble todo marcado y además es lindo.” Claro que igual Messi con toda su gambeta no pudo evitar que Andrea Rincón dominara la cancha. “Como yo soy re mandona en la cama al principio que hizo la Pulga fue relajarse y gozar” dice Andrea, aunque en el segundo tiempo Messi recuperó el control de las pelotas y dió vuelta el partido. “Después jugó en toda la cancha, fue arriba pero también bajó a marcar y estuvo muy atento” asegura la morocha, “no quiero dar mucho detalle porque se enoja cuando cuento, pero se portó de diez.” Se portó de diez lucas verdes, mínimo.

Andrea RinconAndrea RinconAndrea Rincon

Bajate el video de Andrea Rincón

Andrea Rincón, esos globos quieren fiesta

Andrea Rincon en tetas

Andrea Rincón sabe que tiene demasiada carne para un sólo asador, y por eso tiene asumido que le cabe la partuza. “Hasta tres va bien, pero más no puedo bancar” razona la morocha, “te soy sincera, qué voy a hacer con más de tres? No tengo dónde metérmelas!” Con los globos que tiene, la morocha vive de fiesta, aunque las tetas también la hacen sufrir, pobrecita. “Ahora estoy más acostumbrada, pero cando empecé a mostrar las lolas en las revistas me daba pudor” dice la tetona petera con su mejor cara de víctima, “estuve llorando una semana porque me agarraba una cosa muy fuerte en el pecho y no quería salir a ningún lado.” Y también dice que llora cada vez que alguien quiere ir por camino de tierra. “Me dolió mucho porque se me irrita el colon” dice la morocha, “por eso prefiero el sexo oral al anal, con la boca soy experta y me encanta que me encremen toda la cara.”

Las tetas de Andrea Rincon

Para Rincón, el tamaños de sus tetas es proporcional a su putez. “Tengo que tener sexo todo el tiempo” confiea la morocha, “un médico me dijo que las lolas indican que no tengo límite, respiro sexo.”

No hace falta ser experto en lenguaje corporal para decodificar la intención de Andrea Rincón: una mano en la teta, la otra en la concha, y los dos ojos clavados en los tuyos como un gatito que pide leche. “La verdad me encantan los faciales” reconoce Andrea sin vueltas, “me encanta que me encremen bien la cara y alguien me dijo que además hace bien a la piel, así que nunca está demás!” Y con los globos que tiene la morocha, nunca está demás hacer una fiesta, pero Andrea aclara que prefiere los tríos a las partuzas multitudinarias. “Estuve con varios hombres y fue muy bueno” Andrea Rincon, mucha carne para un solo asadorexplica la morocha, “pero con más de tres ya la cosa se complica porque seamos sinceros, dónde me meto más de tres? No tengo donde!” O sea, no hay mala voluntad sino escasez de agujeros, especialmente porque el anillo de cuero lo reserva para ocasiones especiales porque le resulta doloroso. “Es como que tengo el colon muy irritable y la paso muy mal” recuerda la morocha, “después tuve que tratar de recuperarme tomando mucha agua mineral porque me dolió mucho.” Y nadie puede decir que Rincón no le pone ganas, si hasta estuvo tratando de abrir la colectora usando una herramienta de mano. “Me gusta usar juguetes, las mujeres que dicen que no se tocan mienten, todas nos masturbamos” confiesa Andreíta, “fijate andrea rincon muestra terrible ortoque en el hotel de Carlos Paz las mucamas descubrieron el consolador que tenía y le pusieron de sobrenombre “Cachito” porque les encantó, estaban todas locas.” Es que las mucamas del hotel también quiseron hacer la fiestita al ver esos terribles globos, y más cuando vieron que “Cachito” estaba al alcance de la mano. “Alguna que que otra vez pruebo de estar con chicas pero lo que más me gusta es cuando se suma un hombre a participar” confiesa la ex Gran Hermano, “lo mejor es cuando les veo la cara de excitación que ponen cuando me ven con las chicas, eso me encanta pruebo de estar con chicas, en la cama me dejo fluir, no tengo límites, si se me ocurre una fantasía voy y la hago realidad.” Y esa actitud abierta de mente y gambas la dejó en un estado de casi perfecta putez. “El otro día pensaba que lo único que me queda virgen es el pelo” reflexiona Rincón, “no está tocado, andrea rinconestá virgen de verdad y por eso lo cuido mucho.” Claro que lo de la virginidad capilar es discutible, porque en medio de tanto pete, siempre algo salta como para usar de crema de enjuague para el cabello. “Me gusta la crema, a mí el sexo oral me encanta y me gusta sentir la crema por todo el cuerpo porque viene bien” dice la morocha petera, que nunca vió de cerca una garcha que no haya querido morfar. “Nunca me llevé a la boca algo que no quería” reconoce la morocha golosa, “el oral es el acompañamiento de todo, no puede faltar, yo lo hago antes, durante y después… es mi arma secreta.” Y como sabe que a esta altura del diálogo ya te voló la peluca, se adelanta a tu pregunta. “No es un tema de plata, propuestas de esas tengo todos los andrea rincon muestra las tetasdías” aclara Andrea, “porque si cobrara por coger no estaría rompiéndome el culo (pero no literalmente!) trabajando en esto, y mirá que me ofrecieron mucho dinero, porque la propuesta que Clinton me hizo a través de Omar de Cocodrilo no era para bailar, pero yo prefiero salir con chicos normales y viajar en subte.” Y si a vos te quedan dudas, no sos el único. “Una vuelta me ofrecieron 30 mil dólares, y si ahí dudaba un segundo agarraba viaje, por eso di un no rotundo y me fui inmediatamente aunque después decís “la concha de tu madre, porqué me habrán inculcado estos valores? Estoy perdiendo mucha guita!”

andrea rincon hot

andrea rinconAndrea Rincón dice que en una época miraba videos porno pero paró cuando se dió cuenta que su putez superaba la de las películas. “De chica miraba muchas películas condicionadas” dice la morocha revelando el secreto de su temprana putez, “pero paré cuando me di cuenta que mi imaginación superaba lo que veía, a mí con mi cabeza me basta.” La morocha se considera experta en posiciones de garche, un tema sobre el cual puede dar cátedra. “Siempre me sentí una expecie de sexóloga” explica la morocha, “me gusta laburar en la cama, probar varias posiciones pero tienen que ser cómodas para que las partes puedan interactuar bien sin cansarse.” Así que no la compliques, no trates de hacer una parabólica humana cuando Andreíta tiene una postura tan simple: en cuatro espera el pijazo. “Les dejo un consejo” dice la morocha entusiasmada, “si ven que la mujer quiere ir arriba déjenla pero agárrenla de la cola y péguenle unos buenos cachetazos, porque a las mujeres nos gusta tomar las riendas pero más nos gusta que nos saquen el mando y hacer el muertito para que hagan lo que quieran.”

andrea rinconandrea rincon

Bajate el video de Andrea Rincón

Andrea Rincón, morocha de altas bochas

Andrea Rincon en tetas

Andrea Rincón decidió adjuntar a sus tetas un “Manual del Usuario” a modo de salvavidas para que no te ahogues entre toda esa carne. “Yo les puedo dar muchos consejos sobre cómo garchufear” dice la morocha de altas bochas, “siempre quise jugar a la sexóloga porque a mí me gusta laburar en la cama y tener sexo abierto.” A confesión de putez relevo de prueba, pero escuchala porque de coger algo conoce. “Es importante escuchar la respiración y gemidos de la mujer” dice Rincón de las gatas maullando, “porque el gemido en el primer orgasmo no es el mismo que en el último, y yo lo sé porque soy multiorgásmica.” Y por suerte Andrea también es multiplayer, porque un solo joystick es mucho para esa consola. “Probé con chicas y me gustó que se sumó un chico a participar y me calentó la cara de excitado que tenía al vernos.”

Andrea Rincon pone el culo

Andrea Rincón tiene “trauma” con el sexo anal, pero pone el orto para romper el bloqueo.

Con los flotadores que tiene Andrea Rincón, es obvio que no es ella la que necesita un salvavidas, pero a vos te puede venir bien para mantener a flote el nene en medio de esa marea tetosa. “Conmigo hay que tener aguante, porque necesito hacer el amor cada media hora” dice Andrea convencida que el que avisa no es traidor, “no puedo pasar un día sin sexo, pero si por alguna razón no se da, entonces agarrate porque después te mato de una manera tremenda.” Andrea Rincon en tetasPara vos es joda porque te vas a comer una terrible potra, pero para el flaco de polera es una crónica de muerte anunciada: aún si sobreviviera una turca (y hay que bancarse que se te vengan encima esas torres gemelas) todavía tiene que bancar que Andreíta le ponga el orto de sombrero y le cabalgue encima. “La mujer tiene que ir arriba” pontifica Rincón, “es la posición que nunca falla, ahí vas a acabar. Y les dejo un consejito útil, cuando la mina va arriba, agarrala fuerte de la cola mientras cabalga porque calienta mucho el apretujón y dale un cachetazo también.” Y si el flaco saliera vivo de la maratón, mejor que no cante victoria porque la tetona siempre va por Andrea Rincon muestra el ortomás. “Soy multiorgásmica” dice Andrea sin piedad por el nene, “por eso cuando me gusta un hombre no tengo límites, es todo el día.” Pero como dios, Rincón aprieta pero no ahorca y está dispuesta a tirarte un salvavidas cuando lo necesites. “Yo te puedo dar muchos consejos sobre cómo garchufear” dice con autoridad de experimentada profesional, “porque en el sexo nada es al pedo, por ejemplo tenés que prestar atención a la respiración de la mujer y el rostro, si baja la intensidad de los gemidos es andrea rinconseñal de que hay que probar otra posición.” Eso, o directamente buscar refuerzos para que el flaco no sea la única pistola en el tiroteo. “Estuve con más de un chico a la vez pero no fue planeado” dice Rincón como si la espontaneidad quitara putez a la fiesta, “nos fuimos los tres al baño y me dejé llevar porque me gusta mucho ver la cara de los chicos cuando se excitan, eso me alimenta.” Igual para Rincón no hay mejor alimento que la leche fresca. “Me fascina el sexo oral y es mi arma secreta porque lo hago re bien” reconoce con entusiasmo peteril, “lo doy antes durante y después porque es el complemento de todo, algo que no puede faltar.”

Andrea Rincon

A Rincón le gusta que la sorprendan en la cama, pero te va a costar encontrar algo que no haya hecho. “Las fantasías que hay las cumplí todas porque me encanta lo prohibido” dice Andrea mientras te mira con el dedo en la boca, “pero igual siempre algo invento porque soy bastante perversa.” Y uno de los vicios de Andrea es que la amarren a una silla y le llenen la cara de crema. “Me encanta que me aten” dice viciosa, “jugué mucho con eso y me encanta además que me encremen bien la cara, los faciales son mortales!” La morocha dice que le encanta practicar “sexo abierto” y a pesar de las estrías visibles en la foto en cuatro, no le gusta tanto que le abran el orto. “No todos saben trabajar la colectora y tuve malas experiencias” recuerda la tetona pero aclara que “si el pibe la tiene clara y aplica paciencia y saliva todo bien.”

Andrea Rincon pela gomas

Bajate el Video de Andrea Rincón