Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Victoria Xipolitakis chupa bien el tronco

Victoria Xipolitakis en tetas

Vicky Xipolitakis quiso hacer el primer topless de la temporada y lo consiguió con la putez que la caracteriza. “Una mujer tiene que ser una señora en la calle pero bien puta en la cama” explica la griega suelta de cachas, “por eso bajo las sábanas hago toda clase de poses y combinaciones porque si hacés siempre lo mismo aburre, pero conmigo quedan todos satisfechos.” Y con esa calidad servicio, no sorprende que le lluevan ofertas. “Cada vez que salgo de gira me ofrecen dinero por sexo, a veces fortunas” reconoce la griega, “que haga fotos en bolas no quiere decir que sea gato, aunque nunca digo nunca.”

Cola de Vicky Xipolitakis

“La cola no la entregué a nadie todavía” alega Vicky mientras muestra el orto, “es como un trofeo que tenés que ganar.”

Siempre digo que en la calle hay que ser una dama” dice Vicky Xipolitakis con las tetas al viento, “pero en la cama hay que ser bien puta.” Y aparentemente en la playa hay que ser bien petera, porque Vicky se abraza a un tronco y trata de chuparlo como si no fuera demasiado para su boca. “Para el sexo oral soy muy buena” declara orgullosa la griega, “además si con esta boca que tengo no te gusta cómo lo hago me muero.” Y son muchos los que mueren por entrarle a la rubia, que es un imán para las propuestas indecentes. “Siempre que salgo de gira por las provincias me ofrecen Vicky Xipolitakis chupa el troncodinero” reconoce la griega, “pero que haga fotos en bolas no quiere decir que tenga que gatear.” Claro que obligatorio no es, pero con esas tetas y ojete tuneados a nuevo le llueven ofertas altamente lucrativas. “Un gordo me persiguió a la salida del teatro con el auto, me dijo que era dueño de varios campos y me ofreció 70 mil dólares sólo por tomar un champagne” confiesa la rubia, “estaba loco, le dije que no se puede generalizar, porque trabajo en bolas en un teatro de revistas no quiere decir que sea un gato.” Y es verdad que el acomodador del teatro no gatea, pero tampoco tiene tan buen culo como el de Vicky y por eso no recibe ofertas de gente poderosa que como no paga con billetera propia sino con fondos tetas de vicky xipolitakispúblicos hacen ofertas difíciles de rechazar. “Los políticos se enteran que estoy de gira y me mandan a buscar” revela la rubia, “una vez estaba en un restaurante y el intendente me llamó para decirme que quería cenar conmigo sin importar el precio, que yo ponga la cifra que quiera porque quería verme.” Esto tendría un efecto devastador sobre la economía, aumentaría las tarifas gateriles y agrandaría el agujero fiscal y el de Vicky ni hablar. “No acepté porque hoy no necesito gatear” victoria xipolitakis en cuatrodijo Vicky salvando la debacle, “mi dignidad es más fuerte, pero hoy eh? Porque nunca digo nunca.” Por suerte, a lo que nunca dice que no la griega es a expresar su putez con un gárching espontáneo. “Para mí el sexo no tiene que ser en privado, cuando tenés ganas hay que hacerlo donde sea” pontifica la vedette, “hay que innovar y explorar nuevos lugares porque así te calentás más.” Y hablando de explorar nuevos lugares, Vicky asegura que todavía tiene el orto virgen. “Mi cola es muy especial, está durita como una manzanita y hasta ahora no la tuvo nadie” dice generando con una sola frase más risas que en toda la función de Escandalosas, “mi cola es como un trofeo, si te querés quedar con el Victoria Xipolitakis putez playerapremio vas a tener que ganártelo.” Por supuesto que como sabe cualquier pochoclero, para clavar una manzanita hay que tener un palito decente. “No me gusta ni muy larga ni muy gruesa” dice Vicky con democrática apertura, “tampoco algo chico, me gusta algo normal y que la sepan usar.” Vas a tener que saber usarla, porque a pesar de ese temible ojete, no vale pedir refuerzos. “Prefiero que sea de a dos” explica la griega, “tampoco me gustaría estar con una mujer porque soy celosa y me gustan mucho los hombres. Los tríos no son para mí, aunque yo nunca digo nunca.” Y viendo cómo lame el tronco, está para darle siempre!

pete de victoria xipolitakisla cola de vicky xipolitakis

victoria xipolitakis topless playero

Victoria Xipolitakis dice que pela pezones y muestra el ojete porque tiene todo firme como para mostrar, no para ofrecer sus servicios de gato como alegan sus competidoras. “Me ponen contenta las colegas que me critican, porque quiere decir que miran lo que hago” dice la griega agarrando el flotador mientras vos pensás en agarrar los de ella, “este es un ambiente difícil porque las mujeres vivimos del cuerpo y entonces hay mucha envidia.” Y más cuando dice que rechaza ofertas de 70 lucas verdes cuando hay otras dispuestas a hacer un pete por dos pesos. “Tengo ofertas de mucho dinero pero no acepto porque no me hace falta nada” se sincera Vicky, “trabajo desnuda pero no gateo porque mi dignidad es más fuerte… pero hoy, eh? Nunca digo nunca.”

vicky xipolitakis de culo

vicky xipolitakis agarra el troncovicky xipolitakis gatea en la playa

Bajate el video de Victoria Xipolitakis
También disponible en 3gp para celular

Micaela Breque pela tetas para España

Micaela Breque en tetas

Tetas Micaela Breque InterviúMicaela Breque pela tetas para la revista española Interviú, a la cual vendió no solamente las fotos topless sino la idea de que es una verdadera actriz. “Estrené Cirugía para Dos en Córdoba, hago dos funciones por día rodeada de grandes actores, me fascina el mundo del teatro” les dijo como si la ‘obra’ mereciera que vengan de Europa a verla, “estoy muy contenta porque estudio teatro desde chica, pronto se van a estrenar dos películas mías y además estoy aprendiendo a mantener la calma en medio de tantas habladurías y rumores falsos.” También aclaró que es verdadero el rumor de que petea a Calamaro en el avión cada vez que visitan España. “Tenemos vivienda en Madrid en el barrio La Latina, cuando viajamos tenemos sexo en la sección business del avión” dice la rubia anotándose como copropietaria y revelando que las peteras de alto vuelo como ella viajan en business, “lo hacemos donde sea, aviones, hoteles y estudios de televisión, qué se puede esperar, Andrés es rockero y yo chica Playboy.”

cameltoe micaela breque

Micaela Breque pela cameltoe para Interviú y aclara que en los videos de Playboy no se la garcharon de verdad. “En mi caso los momentos hot eran ficticios” dice la rubia, “pero me gustó hacer videos eróticos.”

Como cualquier economista de cabaret puede explicar, cuando subien las ofertas en moneda extranjera bajan las bombachas de las trolas locales, y Micaela Breque no pudo resistir la montaña de euros que le ofrecieron en España para mostrar desde la tapa de Interviú el par de tetas que niega haberse operado. “Hay cosas que no se compran en la góndola del supermercado” respondió la rubia cuando la revista le preguntó si tenía cirugías, “intenté agregarme diez centímetros de altura pero me dijeron que no se podía.” Las tetas le quedaron divinas y no es para menos, porque la nena de Calamaro dice que las tetas no se las hizo un cirujano sino el mismo Jesucristo. “Las argentinas somos lindas por la gracia de nuestro Señor de Nazaret” asegura con la cara tan rota como micaela breque pela tetasvos le dejarías el ojete, “creo que por eso tenemos tanto éxito entre los españoles.” Además del ‘milagro’ de sus tetas, la rubia también quiso convencer a los gallegos que no es una groupie oportunista, sino una joven intelectual que toma muy serio su trabajo. “Me estoy desarrollando como una mujer cultural y trabajadora” declaró sin que le tiemblen los pezones, “por eso leo mucho a Sandor Marai y Charles Bukowski.” Y si te preguntás cómo puede ser que una ‘trabajadora cultural’ haga fotos en bolas a cambio de vil metal, Micaela asegura que la putez fue un efecto no deseado de su entrenamiento actoral. “De chica empecé a estudiar teatro para sacarme la timidez” explica la salmónida, “y las clases surtieron efecto, fui directo a Topless Micaela Breque, novia de Calamarotrabajar a Playboy TV en una serie que siguen repitiendo en países de toda América, y la verdad que hacer una serie erótica me gustó porque es una mezcla de bella fotografía con actuación, porque las escenas hot eran ficticias, al menos en mi caso.” Y más allá de dejar picando que algunas de sus compañeritas de Playboy cogen en serio, Breque dice que las escenas de sexo con Calamaro son reales y de alto vuelo. “Tuvimos sexo en un avión, obvio, qué menos se puede esperar de una playmate y un cantante de rock” reconoce Micaela, “el sexo en el aire es una experiencia bastante accesible si no fuera por los precios de los dos asientos en la clase business que son bastante delirantes. Con Andrés vivimos experiencias dignas de nuestros títulos nobiliarios, Hugh Heffner y Mick Jagger estarían orgullosos de nosotros.”

micaela breque en interviumicaela breque hot

micaela breque desnuda en revista interviú

tetas de micaela breque revista interviúMicaela Breque sigue facturando con las tetas que le compró el Pescado del novio para que salga en Playboy. “Andrés me apoya en todo lo que hago, está acostumbrado a verme con poca ropa” dice la rubia, “le encanta verme desnuda en las revistas, dice que el rockero y la conejita somos la pareja perfecta.” Y perfectas son esos globos para una tremenda turca, que ahora aparecen más tuneados y naturales que en la producción anterior. “Me encantó la repercusión que tuvo el desnudo y los videos eróticos” se entusiasma Breque olvidando la pose intelectual, “no tengo problema en mostrar mi cuerpo mientras quede bien.” Y la tuya quedaría muy bien en la boquita de Micaela, que sabe tiene que facturar por las suyas porque como canta Calamaro, no se puede vivir del amor. “A Andrés lo veo cerca de tomarse un año sabático y no quiero que abuse porque acaba de tomarse uno” dice preocupada por la caída de la facturación, “igual para mí el trabajo es una cuestión ética, me gusta tanto la adrenalina de la televisión como la intimidad del escenario, por eso me gustó hacer la serie erótica en Playboy.”

micaela breque topless interviu
micaela brequemicaela breque topless en interviu

Bajate el video de Micaela Breque
También disponible en 3gp para celular

Johana Villafañe fiestera entrega la cola

Johana Villafañe

Johana Villafañe Pombo en tetasJésicaLa ex Pombo Johana Villafañe se abre de gambas y se recuesta para presentar el menú de verano: dos ricos patys y una empanadita compacta que se adivina bien jugosa. “En el sexo para mí está todo permitido” dice la ahora morocha, “conmigo vale todo, y fiestitas también.” Y podés invitar amigos a la partuza porque con la carne que tiene Johana, el asado alcanza para varios. “Yo puedo aguantar varios chabones, siempre que no sean novios porque la fiesta tiene que ser un touch and go” dice alentando a que se la empomben entre varios desconocidos, “me gustaría que fueran cinco o siete pero no seis porque no me gustan los números pares.” Y a vos te va a gustar ese par de tetas para una linda turca con final feliz ahí mismo!

Cola de Johana Villafane

“Entrego la cola, sí, sí” admite Johana como si no te hubieras dado cuenta ya viendo esa apertura de cachas, “pero tengo que estar caliente y relajada, porque sino me duele.”

Ya lo dijo Martín Fierro: los hermanos sean unidos, esa es la ley primera, porque si entre ellos se pelean, los devoran los de afuera. Y en el caso de las “Hermanas” Pombo, cuando entre ellas se pelean se las cojen los de afuera, que es justo lo que ellas querían porque separadas facturan más, aunque ahora con el cepo cambiario no tanto como antes. “Si fuera ministro de Economía me quedaría con todos los dólares para mí” dice Johana Villafañe ex Pombo, “aunque ahora hay pocos que me dejan su amor en la cuenta bancaria.” Es que como los chicos andan con más leche que guita, los regalitos tienden a ser más blancos que verdes, pero por suerte Johana Johana Villafane en tetasacepta depósitos a la vista. “El amor me lo pueden dejar en cualquier parte del cuerpo que quieran” confiesa la ex Pombo, “y no puedo creer que esté diciendo este tipo de cosas!” Y como buena petera, Johana no sólo se va de boca en la entrevista. “No sé qué puntaje me pongo para el peterete” dice la rubia con unos labios que desmienten su modestia, “pero te aseguro que nadie se quejó.” Y vos tampoco te vas a quejar de nada, porque a Pombo le cabe toda y en cualquier lado. “En la cama no le digo que no a nada” explica la ex rubia hoy morocha, “para mí está todo permitido, vale todo. Lo único que no me va, por ahora, son las johana villafane desnudamujeres.” Pero si querés darle con un par de amigos, Johana no pregunta cuántos son sino que vayan entrándole. “Me gusta todo, y la fiestita de repente también” reconoce entusiasmada, “por ahora el máximo fueron tres, pero puedo aguantar más chabones siempre que el número sea impar — mejor que sean cinco o siete pero no seis porque los números pares no me gustan.” Igual mejor no invitar a muchos y menos a johana villafane pone el ortodesconocidos, no sea cosa que pase de gang bang a fiesta gay. “No voy a pedir que se den besos entre ustedes, aunque si uno quiere hacerle sexo oral al otro y los dos lo disfrutan está todo bien” dice con la autoridad de una fiestera experimentada, “tengo amigos que probaron un pete de un gay y todos dicen que los tipos la chupan mejor que las mujeres.” Mejor morir con la duda, preferiblemente adentro de ese impresionante ojete que Johana admite está abierto al público. “Entrego la cola, sí, sí” reconoce la ex Pombo, “pero mirá, para hacerlo por atrás y disfrutarlo tengo que estar muy caliente y relajarme mucho. No puedo entregar así a cualquiera, entendés? Porque duele, que querés que te diga.”

Johana Pombo VillafañeOrto de Johana Villafane

Johana Villafane en cuatro

Johana Villafane PomboPuede que cambie de apellido y color de pelo pero la putez es la misma de siempre: Johana se gana la vida provocando y le encanta confirmar que a diferencia del nudo del globo que tiene por ojete, la demanda de sus servicios es inelástica. “Me encantan las guarradas que me gritan por la calle” dice la ahora morocha, “el otro día entré a un lugar para hacer unas fotos y un pibe me cruza y me dice ‘qué lindo culo! Te la pongo ahora y no te la saco nunca más’, se quería jubilar conmigo y encima era un pendejo, tendría 20 años… igual a mí me gustan más grandes.” Y las billeteras también, preferiblemente en bolsillo de futbolista. “Soy una botinera experimentada” confiesa la ex Pombo, “salí con varios jugadores porque son de barrio, bien atrevidos y además tienen buen culo.” No tanto como el de Johana, que dice en la cama es de dar órdenes. “En el sexo mando yo para asegurarme que hagan una buena previa, eso de que la pongan de una no sirve” explica la morocha, “primero me gusta que me hagan mucho sexo oral, si hacés eso bien después te digo que sí a todo.”

Johana Pombo

Johana Villafañe PomboJohana Villafane de culo Johana Villafane abierta de gambasJohana Villafañe, concha de tenis

Bajate el video de Johana Villafañe
También disponible en 3gp para celular