Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Ailén Bechara, azafata A Todo o Nada

Ailen Bechara, A Todo o Nada

Ailén Bechara es la azafata que faltaba para completar el trío de A Todo o Nada y la que más se hizo desear porque a pesar de volar alto en televisión, la rubia dice que su primera vocación fue intelectual. “Estudié dos años Ciencias Políticas en la facultad y me iba muy bien” asegura Ailén, “pero empecé a trabajar en publicidad como modelo de algunas marcas y me llamaron para A Todo o Nada.” Y cuando llamó Gonzalo Higuaín del Real Madrid, la chica que había venido de Darregueira para estudiar en la universidad, se recibió, pero de botinera. “Muchos futbolistas te agregan por PIN” explica Ailén, “Gonzalo juega en el Real Madrid, así que empezamos hablando por Blackberry. Es como me gustan a mí, amable, divertido y respetuoso y cuando vino a Argentina lo invité a casa a charlar tomar mate, que es algo que me encanta.” Y el Pipita, tan caballero él, le cebó unos de leche en bombilla de carne.

Ailen Bechara, azafata A Todo o Nada

Azafata intelectual: Ailén vino de Darregueira a Capital para estudiar Ciencia Política, pero se jugó A Todo o Nada y se recibió de botinera con Higuaín.

La muchachada pidió completar el álbum de las Azafatas de A Todo o Nada con Ailén Bechara, una rubia cuyos rasgos y lomo impactantes contrastan con la timidez que tiene para pelar en fotos. “Me gustaron las fotos que hice” dice de la producción que hizo para Canal 13, donde muestra menos que en el programa, “las fotos salen increíbles.” Pero por ahora lo increíble sería que muestre aunque sea un zompe, algo que no tiene en sus planes porque le está yendo bárbaro sin pelar nada. “Me voy sorprendiendo con las cosas que hago, me gustó conducir Los 15 Mejores y Los 5 Edición Famosos en Quiero Musica, así que pienso estudiar periodismo para tener herramientas y seguir creciendo a futuro. También estoy muy atenta a cómo ailen bechara, azafata a todo o nadalo trabajan los conductores, cómo se desenvuelven los panelistas como Beto Casella, que me gusta mucho.” La buena noticia es que si le cabe Beto Casella, entonces todos tenemos chance con Ailén, o al menos es lo que dice. “No tengo prefencias a la hora de los chicos, lo más importante es que me haga divertir” dice la rubia azafata, “siempre me inclinaba por los morochos, pero también salí con rubios. Lo que sí, ¡con los carilindos siempre tuve malas experiencias!” La rubia, nacida y criada en Darregueira, provincia de Buenos Aires, vino a Capital a estudiar Ciencias Políticas y nunca imaginó que estar en televisión la iba a ayudar a recibirse pero de botinera y nada menos que con el Pipita Higuaín. “Muchos futbolistas te agregan por PIN, te llaman o se presentan, con ailen bechara y barbie franco, a todo o nadaGonzalo nos conocimos por un amigo en común” explica la azafata, “él vive en España porque juega para el Real Madrid así que hablamos por Blackberry, pero después en un viaje vino a casa a saludarme y tomar unos mates.” Ailén tomó el famoso mate de leche en bombilla de carne, pero para completar la Gran Wanda todavía le falta la segunda parte. “Estamos muy bien, pero no de novia porque como juega para un equipo grande depende de él si blanqueamos o no” dice Ailén, “él es de perfil bajo y lo llevo bien, pero igual sigo pensando que los jugadores de fútbol son todos iguales, quieren cumplir la fantasía de estar con una chica de la tele.” Y quién no!

Ailen Bechara con Barby Franco, azafatas A Todo o NadaAilen Bechara y Barby Franco, azafatas A Todo o Nada Ailen Bechara y Barby Franco en la piletaBarby Franco y Ailen Bechara en la pileta

Ailen Bechara, azafata A Todo o Nada

Lore Wells, Ailen Bechara y Barbie Franco de joda Las azafatas de A Todo o Nada acomodan los ortos para el despegue mediático y aseguran que la buena onda entre ellas sigue a pleno cuando no están en el aire. “Ya somos como hermanas” dice Ailén de las compañeritas, “vamos juntas a todos lados y nos divertimos muchísimo.” Y también se ayudan mutuamente para cuidar su más preciada posesión: los tremendos ojetes con los que facturan fortunas. “Barbie no hace nada, pero yo trato de ir al gimnasio todos los días, hago musculación y funcional” dice la chica de Darregueira, “pero tengo debilidad por los chocolates y los helados de dulce de leche, tratamos de comer sano, pero como todas nos tentamos.” Y viendo cómo toman drinks y se dan besitos, habría que tentar a las azafatas para una partuza de alto vuelo!

lorena wells, ailen bechara y barby franco, a todo o nada

Ailen Bechara tomando solAilen Bechara y Barbie Franco, azafatas A Todo o Nada ailen bechara en la piletaailen bechara, azafata a todo o nada ailen bechara y barby franco de a todo o nadaailen bechara y lorena wells de a todo o nada

Bajate el video de Ailén Bechara
También disponible en 3gp para celular

Lorena Wells, rubia pata de lana

Lorena Wells, azafata de A Todo o Nada

Los pezones de Lorena WellsPuede que “Bariló a Todo o Nada” sea un programa de cabotaje, pero la azafata Lorena Wells tiene un culo de alto vuelo: la rubia de día calienta a la muchachada que compite por el viaje a Bariloche y de noche atiende personalmente a su jefe Guido Kaczka. “Guido es un hombre con el que cualquier chica querría estar” dice la rubia, que para las fotos se puso tacos pero de noche usa medias de lana. “No me hizo ruido que Guido esté casado, eso siempre estuvo claro” dice la rubia, “me sorprendió cuando me enteré de su crisis matrimonial con Bertotti, pero igual me gustaría seguir viendo a Guido.” Rubia amoral, de senos turgentes y ojete pulposo, qué más se puede pedir? Que sea fiestera decís? “Tengo una fantasía que quiero cumplir” dice la rubia, “quiero hacer un trío con un novio y un ex al mismo tiempo, pienso que como son dos hombres que me conocen bien podría llegar a pasarla genial.”

El orto de Lorena Wells

“La colectora la entrego como premio” dice Lorena mientras tira del hilo dental, “lo hago por los dos, porque la paso muy bien.” Si la azafata lo pide, los pasajeros hacen la cola!

Ajuzgar por la manera que agarra el tronco y pone el orto, azafata sería la última ocupación imaginable para Lorena Wells. Pero la profesión cambió mucho: antes servían el morfi en vuelos internacionales, hoy laburan en programas de cabotaje donde la muchachada compite por ir a Bariloche y ellas dejan claro que la putez es un viaje sin retorno. “Los chicos del programa se me insinúan mucho” se queja Lore, “lo que pasa es que están en la edad en que les gustan todas las chicas, encima cuando me tiran agua se vuelven locos!” Y no es para menos, porque una vez que tengas a la rubia bien mojadita la competencia va a ser no por ir a Bariloche sino Lorena Wells, Barilo a Todo o Nadaal fondo de ese ojete, y guarda porque las plazas son limitadas. “La cola no la entrego a cualquiera” dice Lorena Onufryjczuk (su verdadero apellido, si lo pronunciás bien te la cogés gratis) bloqueando la entrada al sector VIP a todos los que viajan en clase economy, “a muchos les digo que no y me mantengo firme.” Pero los que tienen guita y garpan el boleto en Business entran de de una. “Pero para el chico con el que salgo la cola es un buen premio” explica Lore, “igual en ese momento entrego por los dos porque está bueno, yo la paso muy bien.” La pasa bien siempre y cuando el pasajero venga con un equipaje importante, porque Lore no come chizitos. “El tamaño importa, no hay que mentir” reconoce Lorena, “me ha pasado de encontrarme con algo muy chiquito y bueno, tuve que ponerle el pecho en ese momento pero después pasa a ser un amigo, nada más.” Es que la Lorena Wells, azafata de Barilóazafata está acostumbrada a manejar a los pasajeros y prepararlos para un vuelo movidito. “En el sexo me gusta dominar la situación” confiesa la rubia, “pero no se tiene que asustar, porque generalmente si es la primera vez soy de arrancar con todo.” Es que Lore es muy calentona y cuando le pica la cotorra no es de esperar. “Si encuentro un chico con el que está todo bien entrego rápido” explica la rubia, “no soy de las que te hacen esperar mucho, he tenido relaciones en la primera cita. Si está todo bien, para qué perder el tiempo?” La azafata es tan hot que a veces hasta un viaje en ascensor le parece demasiado largo. “Lo hice en un ascensor y es espectacular” dice Lorena mojadita como en el programa, “hay que trabar el ascensor y apagar la luz para no cruzarse con nadie, pero para mí es el mejor lugar!”

Lorena WellsLorena WellsLorena Wells en tanga

Lorena Wells en cuatro

La cola de Lorena WellsLorena Wells tiene pinta de rubia nórdica pero alma de morocha calentona. “Si está todo bien para qué perder el tiempo?” pregunta la rubia mientras te espera en cuatro para entregar el ojete, “con los chicos no soy de hacerlos esperar mucho, he tenido relaciones en la primera cita, pero otras veces no.” La azafata es rápida para calentar motores y cuando está lista para despegar, no se puede demorar el vuelo. “Soy de arrancar con todo sobre todo la primera vez, aunque depende de la piel que tenga” explica la rubia, que reconoce que cuando se pone hot cualquier colectivo la deja en la esquina. “Nunca me pasó de no tener ganas de estar con un pibe” confiesa Lorena, “a veces en la cama me gusta dominar, pero no se tienen que asustar porque otras veces me dejo llevar. En la cama me importa el tamaño, pero también la tiene que saber usar porque si es grande y no tiene idea no me sirve.”

Lorena Wells, azafata de terrible culo Lorena Wells levanta la colaLorena Wells

Bajate el video de Lorena Wells
También disponible en 3gp para celular