Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Jésica Hereñú tetona en cuero re viciosa

Jésica Hereñú en tetas sado

Pezón de Jésica HereñúCon Jésica Hereñú onda sado vas a arrancar el año bien parado: la morocha se puso el arnés y quiere que la domen y la monten como la yegua salvaje que es. “A mí me gustan los tipos bien hombres, que me dominen en el sexo y tengan personalidad” explica la morocha, “para mí el sexo me permite descargar tensiones y es una de las mejores cosas de la vida, por eso soy muy cumplidora, soy de las que bajo primero y sin que me lo pidan porque disfruto más la calidad que la cantidad.” Pero seamos sinceros: para turquear esas terribles tetas es necesaria una buena cantidad de carne en barra y la morocha lo sabe. “El tamaño es muy importante” reconoce la ex Gran Hermano, “es algo que tiene bastante influencia en la relación.” Pero más allá de lo que calces, Jesi sabe que el año fue difícil y quiere que lo acabes con todo sobre esas bochas. “En la cara o la boca no me gusta tanto” dice muy petera, “pero me encanta que me acaben en las lolas!” Marchen dos patys con queso!

el orto de jésica hereñú gran hermano

“Nunca entregué la cola del todo” dice Jesi mientras se agarra las cachas, “pero no doy un no rotundo, sigo abierta.” No tanto como vas a quedar!

Los ojos invitan, las tetas te llaman y el papo grita en silencio para que lo liberes de esa injusta mordaza: la yegua de Jésica Hereñú y busca un buen jinete para acabar como corresponde un año que fue tan largo y duro como el chori que se te forma al verla. “A mí me gusta que los tipos me dominen en el sexo” dice como si no fuera ya obvio por el arnés que tiene puesto, “me gustan los tipos con personalidad, aunque según la energía que traiga y cómo venga la cosa, a veces me gusta controlar a mí.” Por eso y para evitar que se retobe, andá pelando la fusta que ya con eso la morocha entiende. “En la cama soy muy buena y cumplidora” explica la tetona de Gran Hermano, jesi hereñú pela tetas“a través de los gestos me doy cuenta de lo que te gusta y lo hago a fondo sin pedir permiso, soy muy gauchita.” Y como buena gauchita, le fascina tomar mates de leche. “El sexo oral me encanta, sí!” exclama Hereñú entusiasmada, “me gusta tanto hacerlo que desarrollé varias técnicas y está muy bueno porque me calienta muchísimo ver cómo los chicos lo disfrutan.” Y más vale que cuando levante los ojitos en pleno pete le devuelvas la mirada, porque Jéssica no quiere Narcisos. “No me banco esos tipos que se miran al espejo mientras estamos teniendo sexo” dice la morocha, “me parece muy de metrosexual y me aburre, por eso evito los muy lindos porque en general son huecos, yo quiero un tipo que me mire a mí y tenga personalidad.” Y por mucho que le pese a algunos famosos, la falta de onda no se compensa con guita o poder. “La mayoría de los mensajes que me llegan son de políticos, son peores que jesi hereñú en cuatrolos futbolistas” revela la santafecina, “hay gobernadores e intendentes que se la pasan invitándome a fiestas privadas, muchas veces a través de intermediarios que ofrecen dinero.” Y si alguna vez te preguntaste cómo esas tetas y ese ojete no aparecen tan seguido en los medios, la morocha devela el misterio. “Me han propuesto muchos trabajos a cambio de sexo, para estar en obras de teatro y programas de televisión” acusa la ex GH, “a jésica hereñú en tetas con látigoveces no te lo proponen de entrada pero si decís que sí al proyecto entonces te dicen bueno, pero mirá que el que pone la plata quiere estar con la que contrata.” Para estar con Jesi no necesitás plata ni chapa, pero sí un salchichón que no haga un papelón turqueando esas terribles tetas. “Para mí el tamaño del pene es muy importante porque en la cama influye” confiesa Jessi, “los muy chicos no me van y los muy grandes tampoco porque duelen en algunas posiciones, prefiero algo mediano como tiene la mayoría de los hombres.” Igual, es recomendable tener algo importante, porque un chizo desaparece si te sienta esta bestia. “En la cama la posición que más me rinde es estar arriba” confiesa la morocha, “si te portás bien conmigo soy muy gauchita, voy a buscar complacerte con lo que quieras.” Epa, el ojete también Jesi? “La cola es la cola de jésica hereñúlo que más me piden, todos quieren sexo anal pero no me llama la atención” reconoce la ex Gran Hermano, ” y por eso nunca me animé a entregar la cola del todo, aunque sigo abierta porque en el sexo no digo un no rotundo a nada, no hay que escupir para arriba.” Y decile al flaco de polera que tampoco le escupa el rostro, porque Jesi es selectiva para el bukkake. “En la boca o en la cara no me gusta tanto, tiene que ser con alguien con quien tenga mucha confianza” confiesa Jesi, “pero lo que más me gusta es que me acaben en las lolas, me encanta eso!”

culo de jésica hereñújésica hereñú desnuda

jésica hereñú sado

jésica hereñú, concha de cueroPara Jésica Hereñú las ventajas del sado están claras: los sentimientos muchas veces interfieren con un buen garche. “El sexo se disfruta más con alguien con quien no tenés mucha relación” dice con esa sabiduría que nace de la putez, “cuando te acostás con alguien que tenés piel pero no sentimiento estás más desinhibida y te matás en la cama. En cambio si hay sentimiento de por medio se complica.” Y ya que le gusta el sexo con gente que conoce poco, qué mejor que dedicarse al cine porno, no es cierto? “Me ofrecieron hacer películas porno pero no me copé” expica la tetona de Gran Hermano, “por ahora prefiero hacer producciones de fotos hot antes que videos.” Pero fuera de cámara Jesi tiene ganas de experimentar algunas cosas nuevas, como una linda partuza. “Tengo la fantasía de estar con dos hombres a la vez, pero todavía no me animé a concretarla” confiesa la santafecina, “no sé si podré aguantar, pero igual estoy abierta a las propuestas.”

jesi hereñú pone el orto

tetas de jésica hereñúpapo de jésica hereñú

Jésica Hereñú pela concha en Playboy!

Jesica Hereñú concha Playboy

Jésica Hereñú desnuda en PlayboyLocura total: Jésica Hereñú muestra el papo a fondo desnuda en Playboy y reconoce que disfrutó cumpliendo el deseo de millones. “Hice las fotos hot que había prometido para calentar la primavera” dice la morocha, que reconoce le gusta provocar a extraños. “El sexo se disfruta más con alguien con quien no tenés tanta relación” confiesa Jesi mientras amaga con colarse un dedo en esa empanada de carne sin repulgue, “cuando no hay sentimiento de por medio y tenés piel estás desinhibida y te matás en la cama.” Y ahora que ya mostró la concha, la gente quiere que cumpla el segundo gran deseo que tenemos todos. “Sí, ya me ofrecieron ser actriz porno y podría andar bien porque soy multiorgásmica” dice jocosa la tetona, “pero no me copé porque por ahora me gusta hacer fotos desnuda antes de videos porno.”

La concha de Jésica Hereñú en Playboy

Es la PapoCam del Milenio: la concha de Jésica Hereñú en Plaboy, el tajo más buscado deforestado y en primer plano!

Florece la putez en primavera: Jésica Hereñú pela concha en Playboy y el tajo es todavía mejor de lo que habías imaginado: una empanada de carne bien rosadita y sin repulgue como para que puedas pispear en su delicado interior. La tetona de Gran Hermano había prometido hacer “las fotos más jugadas para calentar el ambiente en primavera” y vaya si cumplió! “Cumplí con todos los que me habían pedido que mostrara todo y lo hice porque para mí el sexo me da la oportunidad de conocer a otras personas y descargar tensiones” explica Jesica Herenu desnuda en PlayboyJesi mientras todo un país sueña con descargar dentro de ese tajo alucinante, “el sexo es una de las mejores cosas de la vida.” Y a diferencia de otras que la caretean, Jesi reconoce que disfruta mucho más cuando el sexo es sin amor. “Cuando te acostás con un tipo con el que tenés piel estás más desinhibida” reconoce la morocha, “el sexo se disfruta más con alguien con quien no tenés tanta relación. Hay una gran diferencia entre sexo y amor, si hay sentimiento de por medio te frenás, pero cuando no te importa nada te matás en la cama.” Hasta en eso es perfecta Jesi: no quiere que te hagas el novio sino que la estampes contra la pared y le des masa sin piedad. “De los tipos me Jesica Herenu desnuda Playboygusta que me agarren y me dominen, aunque si vengo con mucha energía acumulada te puedo llegar a dominar yo” confiesa la flamante Playmate, “por eso prefiero los tipos maduros, los de mi edad no la tienen clara y les interesa solamente su propio placer, en cambio a los más grandes les gusta hace gozar a la mujer.” Y quedate tranquilo que Jésica te va a Jesica Herenu pone el orto en Playboy devolver el favor, porque es muy buena alumna. “Cuando era chica no tenía tanta experiencia y no me sabía mover bien, pero ahora en la cama soy muy buena” explica la morocha, “voy a aprendiendo de cada uno, a través de los gestos me doy cuenta de lo que te va gustando y lo hago al máximo sin pedir permiso, soy multiorgásmica y muy cumplidora.” Y como es de barrio no tiene problema en cumplir con algún pedido callejero. “Lo más loco que me pidieron y cumplí fue tener sexo en la calle” recuerda Jesi, “estábamos en un umbra y yo tenía una pollerita hindú larga, así que me senté arriba y nadie se dio cuenta que estábamos teniendo sexo.”

Jésica Hereñú en concha PlayboyJésica Hereñú muestra la concha en PlayboyEl ojete de Jésica Hereñú en Playboy

Las tetas de Jesica Herenu desnuda en Playboy

La concha de Jésica HereñúJésica Hereñú te mira como buscando pelea y guarda porque con esas tetas y ese tajo te hace un dos por uno que perdés por nocaut. “En el sexo lo que más me calienta es el juego previo” confiesa la tetona de Gran Hermano, “una mirada, un gesto me copan mucho más que una guarangada.” Lo que pasa es que después de una turca más de uno quiso marcar el territorio meando fuera del tarro. “Me da asco la lluvia dorada y ese tipo de cosas” se queja la morocha, “tampoco me prendo en la onda swinger porque hay que tener la mente muy abierta para eso, no me bancaría ver a mi chico teniendo sexo con otra mina delante mío. Eso no me calienta, pero estar con dos hombres es una fantasía.” Y a pesar de las tetas que son su marca registrada, Hereñú dice que en la cama gana de orto. “Lo que más me piden es mi cola, todos quieren sexo anal” explica la santafecina, “pero la cola por ahora no la entrego… la guardo para mi casamiento.”

Jésica Hereñú de cola en Playboy

Jésica Hereñú en bolas PlayboyJésica Hereñú desnuda en PlayboyJésica Hereñú en Playboy

Jésica Hereñú, las gemelas atacan de nuevo

Jésica Hereñú en tetas

Este septiembre atacan de nuevo las gemelas: las impresionantes tetas de Jésica Hereñú se te vienen encima como las torres al Bambino Veira y con semejantes bochas seguro que acabás pero mal. “Me encanta que me acaben en las lolas” dice la morocha leyéndote la mente y aclara que aprovechó para pelar a fondo porque está sola y necesitada. “Hace un tiempo que estoy sin sexo y entonces me la tengo que arreglar sola” confiesa la ex Gran Hermano, “a veces uso un vibrador, pero no me gusta introducirme esas cosas.” Pero le encanta introducirse garompas en la boca. “El sexo oral me encanta, soy de las que bajan sin que me lo pidan” confiesa la morocha, “en el sexo es importante pensar sólo en ese momento, si estoy haciendo sexo oral a alguien y no disfruto me toco para entrar en clima, porque lo importante es que ambos disfrutemos al máximo para tratar de acabar juntos, eso es lo mejor!”

Las tetas de Jésica Hereñú

“Para el final me gusta que me acaben en las lolas” dice Jesi, “es lo mejor, me encanta eso!

C omo si estuviera inspirada por Bin Laden, Jésica Hereñú eligió el mes de septiembre para lanzar un ataque de putez extrema y hacer que esas dos gemelas gigantes se te vengan encima sin darte tiempo siquiera a decirle al flaco de polera que como movida defensiva haga una turca de emergencia. Pero no te podés quejar, porque asfixiado por esas tetas morís contento y además el que avisa no es traidor: Jésica había adelantado que venía con todo. “Para esta primavera quiero calentar el ambiente con fotos bien jugadas” había anunciado la morocha, y guarda Jésica Hereñú en tetasporque el de Maxim es apenas el primer ataque — el segundo promete ser devastador. “Para todos los que me lo pedían acabo de cumplir: voy a ser tapa de Playboy” adelantó la tetona de Gran Hermano, “hice las fotos más jugadas para que vean todo.” Y mientras seguimos esperando que el conejo se digne a poner la revista en los kioscos, Jésica justifica los ataques. “Ahora estoy sola y hace un mes que estoy sin sexo” explica desesperada por pija, “estoy cansada de arreglármela sola, a veces uso un vibrador pero no me conforma porque no me llama mucho la atención introducirme esas cosas.” Es que Jésica no logra cubrir su dosis diaria de carne en Jésica Hereñú toplessbarra y anda con hambre. “Tengo mis épocas, pero el mínimo es una vez por día” confiesa Jesi, “pero para que quede conforme es difícil porque soy multiorgásmica, tengo tres orgasmos por relación. Tiene que ser un trabajo muy bien hecho.” Y para hacer un buen laburo en esas terribles tetas y ojete hay que contar con una herramienta importante. “El tamaño del pene importa, para mí influye mucho” dice con putez de tono académico, “pero me gustan los medianos, jésica hereñú en bolaslos muy chicos no me van y los muy grandes me molestan, en ciertas posiciones me duelen y no los disfruto.” Lo que no impide que se la vayan los ojos cuando detecta una buena longaniza. “Admito que miraba Gran Hermano para ver la anaconda de Carlitos Menem” confiesa la morocha, “lo que ví es una imagen de él con una toalla donde se le re marcaba, esa imagen quedó grabada en mi mente por años y aunque no pude ver la de Carlitos igual he visto otras anacondas.” Y lejos de asustarse al verlas de cerca, se las comió dobladas. “Soy toquetona, me gusta tantear y el sexo oral me encanta, tanto darlo como recibirlo, pero más me gusta hacerlo!” exclama Hereñú con petera vehemencia, “está bueno hacer sexo oral porque a los chicos le gusta mucho y yo me caliento viéndolos disfrutar. Tengo varias técnicas, por ejemplo está bueno ponerse una mentita en la boca e ir soplando, me encanta.”

Jésica Hereñú topless

Las tetas de Jésica HereñúJésica Hereñú te espera con las tetas listas pero mira con cara de “más vale que tengas algo decente” si querés hacerte una turca. “El tamaño del pene importa mucho, por eso soy de tantear antes, cosa de no llevarme un chasco” explica la ex Gran Hermano, “pero no me gustan muy grandes sino un nivel medio… digamos 30 centímetros, ajaja. No, en serio, si hacen un buen trabajo me conformo con una cosa estándar.” Pero más allá de cuánto calzás, la morocha dice que al elegir candidatos no le importa mucho lo físico. “Lo que más me caliento de un tipo es la personalidad” asegura Hereñú, “obviamente los feos no me gustan pero los muy lindos tampoco porque son huecos, no me banco a esos que se miran al espejo mientras estamos teniendo sexo, el metrosexual me aburre.”

Jésica Hereñú

Bajate el video de Jésica Hereñú
También disponible en 3gp para celular