Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Las chichis hablan de sexo

Victoria Vanucci

Victoria Vanucci dice que cogió por primera vez recién a los 17 años, y agarra con inocencia el osito para ver si vos le creés. Es como difícil de creer, considerando que Vicky tiene una historia de posar desnuda en sitios chotos de la red mucho antes de siquiera soñar con ser famosa. Igual que Melina Pitra, Vanucci estuvo entre las que pelaron las tetas para la cámara de Petter Hegre en Buenos Aires.

Victoria Vanucci

Victoria Vanucci en la foto topless para Petter Hegre. El culotte está más levantado del lado derecho para tapar la cicatriz de la peritonitis. Divina.

Todos somos culpables de no escucharlas y es lógico: estamos siempre demasiado ocupados mirando los impresionantes ojetes, las abundantes tetas o sus peteras bocas para prestarles atención. A estas bestias despues de todo, no las queremos justamente para conversar o conocer su opinión, basta con que pongan el orto y pelen algo. Pero podemos hacer una pequeña excepción (sin sacar los ojos de esos culos y tetas, obvio!) y escuchar lo que dicen cuando hablan de su vida sexual con datos concretos como cuántas veces por semana cogen o a qué edad le rompieron el virgo. La ex tenista Victoria Vanucci por ejemplo, dice que se comió su primer raquetazo a los 17 años. “Mi debut sexual se retrasó por el tennis”, dice Vanucci y antes de que no le creas nada aclara “que ojo que después me puse al día”. Lo que el tennis no retrasó Mariana de Meloaparentemente es el posar en bolas en distintos sitios de la red, como en la foto que te mostramos en tetas. “Fue horrendo, no tenía idea de nada y tenía mucho miedo, al punto que me puse a llorar”, dice Vanucci de su primera vez, que además dice fue la peor de todas. “Mi mejor vez fue con una ex pareja en Buzios, lo hicimos en todos lados, en el hotel, la playa, la pileta… es el calor de Brasil”. Vanucci dice que se la pusieron 196 veces en los últimos doce meses, un promedio muy pobre, pero no tan bajo como Mariana de Melo que dice que la vacunaron apenas 42 veces en 365 días. “Conmigo la cuenta es fácil”, dice la ex mucama, “hace diez meses que me separé de mi marido y hace diez meses que no tengo sexo.” Bueno señores, cerramos Notiblog! No Mariana, no podes bolasear tan alevosamente, 42 puede ser el número de Wanda Naraforros usados y anudados que encontraste debajo de la cama la última vez que te dió nostalgia tu antigua profesión y limpiaste debajo de la cama. Otro verso total de Mariana de Melo: dice que le rompieron el invicto a los 17 años, cuando todos sabemos que en Misiones a esa edad muchas ya tienen hijos en la primaria. Mariana dice que su mejor polvo “fue con mi ex en Alemania, viendo nevar a través de la ventana”. Y claro, cuando de Melo vió que nevaba afuera, al toque le corrió a tomarse una lechita bien caliente adentro. Y si hablamos de tomar la leche, la referencia obligada es Wanda Nara, que sigue insistiendo que perdió el virgo hace apenas unos meses. “Mi primera vez fue a los 19 años con mi novio de 35, el dueño de la agencia donde compré mi Mini Cooper”.

Pamela David

Pamela David dice que coge absolutamente todos los días. “Con Bruno decimos que no existe el día sin sexo, excepto cuando viajamos por trabajo”. La morocha dueña de las tetas más jugosas del ambiente dice que ni siquiera se privó de la pija cuando tuvo su hijo. “Ni siquiera hubo una cuarentena sin sexo, porque el parto fue por cesárea”. La mayor abstinencia? “los dos meses y 26 días que estuve en El Bar, el reality de América TV.” Algún mano se debe haber bajado de onda, no?

Sabrina Rojas

Sabrina Rojas dice que ahora está teniendo el mejor sexo de su vida. “A medida que crezco, disfruto con más plenitud”. Dice que se la ponen cuatro veces por semana.

Ysi, parece que Wanda pisó el palito (se lo comió en realidad), porque cuando Analía Franchín dijo que “la dueña del Mini Cooper labura de gato”, la petera del video se defendió diciendo que su auto es un Ford Focus. Wandita dice que su mejor experiencia fue con un cliente, perdón, con Maxi López. “Maxi vino de Europa a visitarme y tuvimos una maratón de 16 horas”, recuerda Wanda. “No vivo teniendo sexo, pero el video demuestra que cuando quiero a alguien soy muy buena no?”, comenta Wanda y sin querer admite que efectivamente es ella la del video (y la pija entonces no es de goma sino la de Maxi López?). Guanda (rima con guasca) dice que en el último año se la pusieron solamente 26 veces (estará contando los polvos con un sólo cliente?) porque “el sexo casual me da asco.” Y ojo que no miente: es que para la rubia si hay pago de por medio, el encuentro no califica como Pamela David“casual”. Pamela David dice que su peor experiencia fue justamente cuando acepto la presión de sus amigas para tener un encuentro casual. “Era mi cumpleaños de 2002, estaba soltera, y mis amigas me insistieron para que le diera bola a un chico que era fachero. Pero me arrepentí totalmente, porque el tamaño del pibe era mínimo, algo irremontable”. Especialmente chiquita le debe haber parecido a Pamela la troza del (afortunado o desafortunado?) pibe si para medirla la puso al lado de sus enormes tetas, qué momento. Por eso consejo básico para Sabrina Rojastodos los dueños de maníes de carne: si llegan a estar con Pamela David, no abusen de su suerte intentando hacerle una turca. Pam dice que tenía 16 años cuando la apuñalaron con el cuchillo de carne por primera vez, y acusa 211 puñaladas en los últimos doce meses (no es mal promedio para una madre reciente). Sabrina Rojas también inauguró su papo a la misma edad que Pamela. “Mi debut sexual fue a los 16 años, con un novio de 24, estuvo bueno. Antes habíamos tenido varios intentos fallidos, interrumpidos por mí.” La mendocina cuenta que a los 19 años pasó ocho largos meses sin que le sacudan la persiana. Cuenta Rojas que sus “amigas me preguntaban como hacía para aguantar, pero la verdad es que no me costó” aunque reconoce que al no poder comerse la pijase comía todo. “Por eso engordé cinco kilos”, recuerda la mendocina, que dice que pudo bajarlos inmediatamente cuando volvió a incluir en su dieta la carne en barra. Evangelina Anderson dice que recién a los 19 años abrió su papo al tránsito. “Mis compañeras de colegio me cargaban porque era la única virgen”, dice Anderson y la verdad tampoco le creemos nada. La rubia dice que tuvo su peor sequía evangelina andersonsexual a los 21 años, un verdadero desastre eculógico. “Tuve un año y medio de abstinencia cuando corté con mi primer novio, no quería saber nada con los hombres”. La rubia ex Bailarina de Sábado dice que su mejor recuerdo lo tuvo en Caraguatatuba (un buen nombre para gritar de alegría cuando le descorchás el culo a la rubia), un pueblo de Brasil. “Lo hicimos en el mar de día, con toda la gente mirando y me encantó!” dice Anderson con entusiasmo exhibicionista, aunque confiesa se la pusieron 109 veces en los últimos 365 días, un número bajísimo para lo fuerte que está. Con cuál de todas las chicas te anotarías como voluntario para subirle el promedio anual de garches?

Evangelina Anderson, muñeca patinadora

Evangelina Anderson

Evangelina Anderson se queja de que nadie, pero nadie, entró a ese orto mortal que tiene en varios meses y que su vida sexual es más fría que la pista sobre la cual Patina por un Sueño. “Estoy muy desilusionada con los hombres!”, dice enérgicamente la rubia, “desde que corté con mi novio en el verano que no encuentro alguien serio, porque no me interesa ser la chica de una noche.”

Evangelina Anderson

Una verdadera muñeca inflable, pero de pura carne argentina. Tiene las proporciones justas para ser una máquina sexual.

Si las munecas inflables fueran de carne, serían parecidas a Evangelina Anderson. El diseño de la rubia patinadora no dejó nada librado al azar: los ojos celestes son grandes y brillantes, como copiados de un dibujo animado japonés. Sus tetas son abundantes y respingadas, seguramente el cirujano que la operó es un aficionado del animé porno. La cola es todo lo grande que puede ser sin romper la armonía con su baja estatura, que a su vez es ideal para que sus curvas se luzcan al máximo. El centro de gravedad de esta muñeca sexual está pensado para que puedas maniobrarla con gran facilidad, ya que con un simple giro Eva pasa de hacer un pete a entregar la cola. Evangelina Anderson te hace sentir como si tu pija fuera una cortaplumas suiza multiuso: sirve como taladro sin hueso para perforarle el ojete, y también para pulirle la tráquea con la lima de carne. Es una perfecta máquina de coger de diseño argentino, y sin embargo está abandonada y en desuso. “Hace meses que no tengo sexo, desde que me separé de Fabrizio en el verano”, dice Evangelina Anderson de su ex novio, que Evangelina Andersonencima era brasuka. Estamos en problemas! O sea, ¿cuánto hace que un argentino no le da a esta belleza? “Estoy muy mal, porque desde los 18 años estuve siempre en pareja, y cuando cortaba con alguien enseguida arrancaba con otro”, dice la rubia patinadora. “En total tuve tres novios, por eso ahora me siento rara, me gusta tener alguien que me contenga, que se preocupe por mi”, sigue diciendo la rubia muñeca. “No aguanto la soltería, quiero ponerme de novia ya!” Pará, rebobiná, mirá las fotos de Evangelina Anderson y date cuenta que si la vida sexual de esta belleza está más congelada que la pista de Patinando por un Sueño, estamos hasta las bolas. Alguien tiene que sacarla del freezer sexual de un pijazo, pero dice que muchas veces son minas las que encaran. “El otro día estaba en un negocio mirando unas remeritas y bueno, vino una chica y me acarició la mano” cuenta la patinadora. “Es que faltan candidatos de los buenos” afirma Evangelina para desesperación de todos. “Estoy muy desilusionada con los hombres!”, exclama la necesitada patinadora, “es muy difícil encontrar a alguien que realmente se interese en tener una relación seria, no me interesa ser la chica de una noche.”

Evangelina Anderson

Evangelina Anderson hace meses que busca un hombre que le llene el vacío que dejó su ex novio, y no va a ser fácil: “ al pibe le decían el trípode y doy fe, porque si bien nunca se la medí, creo que superaba 20 cm largamente.” Como ves, el vacío es profundo y más vale que tengas con qué llenarlo ya que reconoce que “el tema del tamaño es importante”. Alguien tiene que descongelarle el papo de un pijazo!

Evangelina Anderson

Evangelina Anderson dice que hay caminos inexplorados en su curvosa geografía. “El tema de la colectora lo tengo pendiente, me da mucho miedo”. Te animás a romperle el bloqueo? La rubia te necesita.

E l nivel de desesperación de este bombón de puro chocolate blanco argentino llegó al punto de convertir el festejo de su cumpleaños número 25 en una especie de encuentro de solos y solas, identificables por el color de la ropa. “Yo como sola fuí integramente de verde” cuenta la muñeca de carne, “el rojo era para los casados y el amarillo para los que están de trampa.” La fiesta fue en Sunset, y nos imaginamos las bestias desesperadas haciéndole seña a las minas vestidas de amarillo como si fueran taxis. La idea no es mala, pero habría que llevarla un paso adelante y que las chicas usen pulseritas colores indicando sus habilidades: si el brazalete es rosa fuerte como un pancho ChiSap, se come la salchicha. Si es de color marrón, lo entrega sin problemas. Blanco como la leche, se la traga toda. También son muy buscadas las chicas con brazaletes bicolor: si tiene uno marrón mezclado con blanco, deja que le acabes en el culo y después te limpia la leche de la pija con un pete. A Evangelina hace mucho que no se la ponen, y por eso cada tanto recuerda las picardías turreriles con su último novio, que se especializaba en clavársela en lugares insólitos. “Tuve sexo en el baño de mujeres de Ezeiza, y a la salida del aeropuerto de Santiago, en el auto. Los aviones me calientan”, confiesa Evangelina. Así que si topás con Eva en una disco y tiene puesta una pulserita con un avión, llevala urgente al aeropuerto para que te haga el pete volador.

El verdadero Peteando por un Sueño

Belen Francese

Qué bueno sería si el video de Wanda Nara marcara tendencia, y todas las famosas se vieran obligadas a divulgar uno para no quedarse atrás en la carrera por la fama. Imaginate cómo sería el video Belén Francese tirando la goma, sería espectacular, especialmente si el pete lo hace con el orto. Terrible boca la de Belén.

Wanda Nara

Guanda Nara puede ganar ‘de puro culo’ a la competencia, especialmente si Tinelli la pone a Petear por un Sueño.

El video de Wanda haciendo pete cambió todo, pero no te habías imaginado cuánto hasta que prendiste la televisión para ver Patinando. Todo venía bien, hasta que Wanda se cayó de nuevo, pero esta vez fue de frente y la trompa le dió contra el piso. La patinadora se recuperó como pudo, pero no pudo contener las lágrimas durante la entrevista. “Es que me parece que ya le tomé mucho miedo al hielo”, dijo lloriqueando la rubia. “Bueno Wanda” dijo Tinelli susurrando al micrófono, “pero según el video que vió todo el país, a ésta no le tenés miedo”, agregó el cabezón e hizo un gesto con la cabeza como señalándose la pija. Hay gente que dice que Tinelli estaba mamado, otros dicen que eran pastillas, pero lo cierto es que cambió de mano el micrófono y poniéndo la mano en la nuca de la rubia, le bajó la cabeza hasta apretarle la cara contra la bragueta. La escena fue de antología: Wanda con los ojos Jesica Ciriollorosos y los labios hinchados por el golpazo en la pista, con la rapidez de una experta le peló la salchicha y le empezó a tirar la goma al cabezón. La cámara tomó un primerísimo plano de la viciosa lengua de Wanda y por un segundo hubo un gélido silencio en el estudio, que la enana Feudale se encargó de cortar con un desaforado grito. “Si, Wanda! eso mismo, chupásela bien a Marce que justo el otro día me dijo que quedó alucinado luego de ver el video de tu pete por Internet!”. Y era verdad, Tinelli había quedado impresionado cuando le propusieron poner el video en Internet para apoyar el rating. “Wanda como petera es una gran patinadora”, le dijo Tinelli al Chueco luego de ver el video por primera vez, “pero no importa porque con esto le rompemos el culo a Telefé”. Pero no todo Mariana De Melosalió a pedir de boca con el pete del cabezón. “Pasé mucha vergüenza en cámara con Wanda”, diría un arrepentido Marcelo Hugo, “pero no es que la tenga tan chica, la culpa la tuvo el frío de la pista”. Así tendría que ser el programa, el verdadero Peteando por un Sueño, con las chicas cumpliéndole el deseo a sus parejas, todas con el mismo sueño: que su famosa favorita le haga el mejor pete de todas sus vidas. Y qué espectáculo sería ver petear a minas como Belén Francese, Wanda Nara, Jesica Cirio, Mariana de Melo, Evangelina Anderson, Ximena Capristo o Valeria Archimaut. Verlas comiéndose el chorizo cada una con su propio estilo, revelando su verdadera personalidad y sobre todo transmitiendo el arte del pete, para que lo aprendan las nuevas generaciones. Esa es la televisión que queremos, un verdadero servicio público. Y las chicas que miran el programa y espontáneamente le tiran la goma al primer pibe que tienen al lado para practicar en sus casas.

Evangelina Anderson

La petisa Evangelina Anderson debe andar en algo “raro”, porque hace mucho tiempo que no ponía la cara ni el culo en producciones fotográficas de interés. Pero qué bueno sería verla participar con esa carita angelical en Peteando por un Sueño!

Ximena Capristo

La estrategia de Capristo es simple: cualquier problema, ella se abre de gambas. Viciosa.

Y se tendría que animar Tinelli, si total qué le hace una multita más del Comfer, está lleno de guita. Y aunque la multa sea multimillonaria, a las chicas quién les quita lo peteado? Nada de video borroso de celular, imaginate ver en televisión, con iluminación perfecta y sin sombras, a patinadoras peteras de Jesica Cirio, Evangelina Anderson o Evangelina Carrozzo lavándose los dientes con el cepillo de carne. Ese sería un programa de televisión, y encima educativo: las chicas aprenderían de las profesionales del rubro toda la técnica del buen peteo, y los chicos conocerían trucos para superar situaciones de achicharramiento por frío. Las chicas se entrenarían para no hacer arcadas al tragársela completa, y los chicos cómo mantenerse firme sin que la cosa acabe prematuramente. Una joya de programa que cumple un verdadero Valeria Archimautpropósito social de mejorar a la juventud argentina en vez de ser simplemente un entretenimiento pasatista que no deja nada, como dicen los críticos. La nueva versión del show serviría inclusive para justificar a algunos de los más cuestionados jueces del programa, como Marcelo Polino que de bailar o patinar no sabe nada. Pero con este auténtico Peteando por un Sueño, ya nadie dudaría de su idoneidad y credenciales para ser juez del nuevo programa, porque a la hora de petear el tipo es un experto. Y vos soñador, a cuál de las chicas te gustaría tomarle examen oral?