Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Cinthia Fernández quiere volver a mojarse

Cintia Fernández muestra la cola

Cinthia Fernández reaparece para mostrar un orto muy trabajado, tetas tuneadas y actitud de mujer fatal. “Ya no soy una nena, ya me siento una mujer” dice con el ojete a la intemperie, “es una cuestión de actitud, ahora vas a estar con una mujer que sabe muy bien lo que hay que hacer bajo las sábanas.” Pero la morocha está a tu disposición y si querés cogerte a la alta pendeja de antaño todavía se puede. “Es una cuestión de actitud, me encanta jugar a la bebota inocente y virginal que se sorprende con todo lo que descubre, pero yo me veo más mujer y muy salvaje.” Y más trola que nunca.

Cinthia Fernandez muestra las piernas

Cinthia Fernández dice que está sola y tiene que hacer justicia por mano propia. “Como a toda nena, me gusta jugar con los chiches” confiesa en pose hot.

Estuvo mucho tiempo guardada pero se vienen las fiestas y Cinthia Fernández decidió que era el momento de entregar ese pavito que con tanto esmero estuvo preparando. “Dediqué este año a darme tres horas de gimnasio por día para que hoy mi cola, abdomen y piernas estén supersalvajes!” exclama triunfante la morocha mientras pone el orto para las fotos, “me encanta cuando se me tiran los hombres, especialmente cuando vienen por la cola.” Pero según la cuenta, ese ojete hace mucho que no recibe visitas y esa figazza es como un pescado que quiere volver a mojarse. “Es como el Desierto del Sahara” dice Cinthia Fernandez pone el ortoCinthia pensando en su papo, “está seco, seco de verdad.” Y mientras espera que alguien la moje, la morocha pasa el tiempo preparando la figazza. “No quiero tener ni un pelito, estoy obsesionada con la depilación” confiesa mientras vos te babeás pensando en deslizar la lengua en esas cortinitas de bife, “también me encantan las bombachas, tengo una colección enorme.” Claro que la idea es que la bombacha vuele pronto y le metas la mano que tanto necesita. “No sé cuantas caricias necesito, no lo tengo calculado matemáticamente” dice para guiar a los interesados, “pero si todo va bien en un ratito me tenés totalmente entregada, porque todas las mujeres tenemos algo salvaje adentro.” Y si querés que adentro tenga la cinthia fernandez amaga toplesstuya, tratá de evitar tratarla como una pendeja, porque ya es mayor de edad. “La verdad que ya estoy crecidita” dice Cinthia con madura putez, “si bien soy de las más chicas del ambiente, ya me siento más mujer.” Pero así como una banda sigue tocando sus mayores éxitos por guita, Cinthia puede jugar a la nenita en la cama a pedido del cliente. “Si a vos te calienta sobremanera que yo te haga la bebota porque eso te hace estallar la cabeza mientras tenemos sexo, todo bien porque para complacer doy todo” dice la morocha, “pero me rompe las pelotas que piensen que soy una pendeja eterna, porque no lo soy.” Y como para demostrar que la nena quedó atrás, Cinthia se agrandó las tetas. “Me cinthia fernandez se agarra la conchapuse lolas nuevas y quedaron excelentes, súper lindas” anuncia entusiasmada, “por suerte alcancé a estrenarlas con mi último novio, pero pasó mucho tiempo y no descarto que tenga que inaugurarlas de nuevo!” Y preparate porque la fiesta de reinauguración va a ser salvaje. “En los momentos clave soy muy salvaje” dice como advirtiendo a los interesados, “tengo un acelere natural que se cuando se confunde con mi salvajismo me lleva a cualquier parte.” Es que a base de pijazos la pendeja atorranta de antes se convirtió en una máquina de coger. “En la cama ahora hago preguntas y propongo cosas” explica Cinthia recordando una noche donde la partieron al medio, “lo que más me calentó fue decir mientras lo miraba a los ojos en medio de un ataque de jadeos y terriblemente excitada ‘ahora vale todo’. ¿Entendés, no?”

Cinthia Fernandez, ojete al vientoCinthia Fernandez pela terrible colaCinthia Fernandez con nuevas tetas

Cinthia Fernandez se pone en cuatro

Cinthia Fernández se pone en cuatro para romper con la sequía que viene azotando su deforestada entrepierna. “Está seco como el desierto del Sahara, pero mantengo todo sin ningún pelito porque esa es mi obsesión” dice la ex pendeja, “extraño el sexo porque no tengo nadie para el combate cuerpo a cuerpo.” Quizás el precio sea demasiado alto, porque de otra manera no se puede entender cómo no hay clientes al punto que ella misma se tiene que promover mostrando fotos. “Muestro las fotos hot que hago en las revistas, pero no logro buen sexo así” explica la morocha, “quería recuperar una pareja que tuve y le envié mis mejores fotos dedicadas en exclusiva para él, pero no le gustó. Los tipos hacen siempre lo mismo, al principio son buenos, pero después se van con la primera que pasa!” A ver un voluntario que le chupe el amargo y le moje ese suculento papo que empuja contra la bombacha roja!

Cinthia Fernandez papo en rojo

Bajate el video de Cinthia Fernández

Cinthia Fernández, la nena quiere juguetes

Cintia Fernández

Cinthia Fernández vuelve a mostrar la empanada luego de una ausencia mediática forzada por un problema técnico: alguien le puso algo que le dolió muchísimo. “Me metieron los cuernos” dice la pendeja “bastante nabo mi ex, la mina dejó ganchitos de pelo por toda la casa.” A la morocha le metieron los cuernos y ella se metió consoladores para llenar el vacío que sentía. “Como toda nena, me encanta jugar con los chiches” admite la pendeja, “pero estuve mal el año pasado, me rompieron el corazón.” Y el orto ni hablar!

Cintia Fernandez

Cintia Fernández te espera en la pileta, metete que mojás!

No hace falta que te muestre la cara porque esa empanada vestida de rojo y ese pavito en forma de imán sólo pueden ser de Cinthia Fernández, y eso que estuvo desaparecida. “Me extrañaron?” pregunta con esa voz que te dan ganas de hacer callar de un certero pijazo en el orto, “estuve de vacaciones tranquila, me gustaría hacer algo en televisión pero no me quiero equivocar.” Y vos no podés equivocar dónde la tenés que poner, si hasta la sombra alrededor del papo forma una flecha que indica la entrada como si el orto de Cintia fuera un estacionamiento de pijas en busca de Cintia Fernandezclientes. Ni preguntes cuánto cuesta la hora, pero entrá despacito porque la pendeja está algo dolorida. “Me partieron” dice testeando tu reacción, “me rompieron el corazón, lo tengo lleno de agujeritos.” Y antes de que puedas decirle que ese papo es demasiado grande para calificarlo de “agujerito” y meterle cuatro dedos y quizás el pulgar para demostrarlo, la pendeja te interrumpe con un consejo. “Si le vas a meter los cuernos a tu novia, tratá de que la otra mina no deje ganchitos de pelo en la casa” dice despechada, “un nabo mi ex, podría haberlo ocultado mejor.” Y vos ya no podés ocultar la carpa que se levantó en tus lienzos para festejar el regreso de Cinthia, pero tampoco Cintia Fernandezhace falta porque a la pendeja le encanta verte al palo. “Me encanta que haya tipos que se calientan conmigo” dice Cinthia y el flaco de polera asoma la cabeza en el campamento, “no sabés por la calle, me gritan de todo!” Lo raro es que la muchachada que de día le grita de lejos, después arruga cuando de cerca en la noche. “En los boliches sigo yendo al frente yo, porque si no encaro no vienen.” Y esto es un problema, porque la empanada de Cinthia necesita mucha carne de relleno. “Si el hombre me mima yo pongo el sexo” dice la pendeja y vos querés aceptar la oferta ya, “el sexo es el 70% de una relación, si no hay buen sexo la pareja no sirve… pará, dije 70% pero es poco, el sexo es el 170% de la relación!”. Y como por definición nadie puede dar más del 100%, la pendeja se mete lo que falta. “Como a toda nena, me encanta jugar con chiches.” Mejor Cinthia jugá con esta!

cintia fernandezcintia fernandezcinthia fernandez

cintia fernandez

Sea el mar, la pileta o un consolador, a Cinthia Fernández le gusta mantenerse bien mojadita. “El sexo es fundamental” reconoce la pendeja, “si me gusta un tipo y veo al toque que hay piel, las cosas no pueden fallar, y si no hay piel adios!” A pesar de los fans que le gritan en la calle, la morocha dice que no tiene suerte con los hombres. “Todos los tipos son parecidos” se queja, “primero son re buenos pero si los tratás bien después se van con cualquier minita que pasa por ahí, hay que tratarlos mal me parece.” Y la fórmula del mal trato parece estar dándole resultados: ahora sale con el ex novio de Rocío Marengo. “Es un pibe increíble, estoy recontenta porque me da todo lo que necesito.” Y no es para menos con ese ojete!

cintia fernandezcinthia fernandez

Cinthia Fernández desnuda en Playboy

Cintia Fernandez desnuda en Playboy

Cinthia Fernández se agarra la concha en Playboy como diciendo “si querés esta vení a buscarla” aunque la verdadera razón son las instrucciones de los genios de la revista del conejo. “La verdad que los fotógrafos hicieron un desnudo muy cuidado” dice la pendeja como comparando con las fotos que hizo como Abbey Díaz. “Estar en Playboy me separa de todos los gatos baratos que hay por ahí” dice Cinthia y uno no sabe si la dferencia es que ella es más cara, “esto me sirve para blanquear mi imagen.” Pero Cinthia, si querías un “blanqueo” le hubieras pedido un bukkake a la muchachada!

Cintia Fernandez en tetas

Mientras Cinthia reflexiona “y a este cuánto le puedo cobrar?” bajate los lienzos para que vea el tamaño del laburo por delante. Divina!

Era la oportunidad para la que Cinthia Fernández se había preparado todos estos años, desde los primeros desnudos en la red como Abbey Díaz, cuidando meticulosamente la estética de la cotorra para tenerla a punto para las fotos. “Siempre estuve obsesionada con la depilación” decía la morocha, “porque esa zona nunca se abandona, y estoy cada vez más pendiente de no tener ni un pelito.” Imaginate a la morochita con las piernas abiertas mostrando todo el esplendor de esa acicalada concha con los labios asomando como milanesas crudas en un exquisito sandwich con pan de vulva. Así tendrían que haber sido las Cintia Fernandez Playboyfotos de Cinthia Fernández en Playboy, pero lamentablemente es la versión argentina y pusieron toda clase de obstáculos en el camino paponero: la mano enguantada, la sábana y hasta un ridículo bombachón a rayas que es lo contrario de lo que le gusta usar a Cinthia. “A mí me gustan las bombachas chiquititas” dice la morocha que alguna vez mostró más como Abbey Díaz, “tengo mil bombachas, una caja llena de lencería para ocasiones especiales.” La de Playboy podría también haber sido una ocasión especial, al menos mostrar bien ese ojete de pendeja puta de barrio que tanto le gusta mostrar. “Es re lindo cuando se te tiran todos los cinthia fernandez desnudahombres, y más cuando se tiran por la cola” decía Cinthia antes de que Playboy decidiera tapar con el rabo del conejo de plástico lo que podría haber sido una reveladora toma del orto. “Tengo la cola en el mejor momento” dice la péndex, “estoy re contenta con mi cola, el entrenamiento para Patinando me la dejó re dura.” Y a nosotros nos la dejaste re dura también Cinthia, como para darte bomba y aflojarte la cachas. “Es verdad que desde que tengo la cola tan dura me llegan propuestas de ablande” reconoce la morocha pero dice que todavía tiene que ser ella la que va al frente. “Sigo encarando yo cinthia fernandez en playboya los hombres” dispara Cinthia y uno se pregunta si estará parando con los trolos de Playboy que no la encaran, “tenemos que ser las mujeres las que vamos al frente porque ustedes son re lentos!” Pero no son muchos los que califican, porque a la nena le gustan los pibes sin pelos en la lengua ni en la pija. “Los chicos tienen que estar depilados, mas bien” dice Cinthia, “pero quiero fiesta, pibes divertidos que no me ahoguen, porque estoy más liberal, yo estoy para joder!”

Cinthia Fernandez PlayboyCintia Fernandez fotos PlayboyCinthia Fernandez en Playboy

Cintia Fernandez desnuda en Playboy

Cinthia Fernández posa como la perra mayor de las tres en la foto, pero asegura que ella no busca calentar a nadie. “Soy conciente de lo que provoco en los hombres, pero no busco ratonear” dice la morocha, “lo que pasa es que tengo mucha cara de nena y eso a los hombres los saca.” Pero como se ve en las fotos de Playboy, no es sólo la cara de Cinthia la que calienta, sino el culo. “Estoy mucho mejor ahora que antes, no se nota?” pregunta la pendeja y sin esperar tu respuesta agrega, “ahora tengo la cola mucho más paradita”. Y nosotros también la tendríamos mucho más paradita si no fuera por la sombra y la espumita que nos impide verte la cotorra, Cinthia!

Cinthia Fernandez en Playboy

Cinthia Fernandez fotos PlayboyCinthia Fernandez PlayboyCinthia Fernandez en Playboy

Bajate el video de Cinthia Fernández en tetas