Notiblog

fotos y videos de famosas argentinas

Celeste Muriega pela para Playboy Argenta

Celeste Muriega en bolas Playboy Argentina

Tetas de Celeste Muriega desnuda en Playboy ArgentinaCon un saquito azul como coartada para jugarla de inocente, Celeste Muriega te apunta con un paty mientras el tajo trata de decir presente pero no lo consigue porque el desnudo es para el conejo argentino. “Siempre quiero más, soy muy ambiciosa en mi carrera” dice la morocha, que ya va por su segunda tapa en Playboy Argentina. “Salir desnuda es parte de la carrera que elegí” razona la morocha, que levantó su perfil mediático entrando al círculo íntimo de Maradona. “Estoy muy bien con Alejo” dice de Clérici, el amigo que le organiza las partuzas al Diez. “Por suerte no soy celosa, porque sino estaría en el horno” ofrece Celeste, “pero igual las fiestas son más lo que se habla que lo que pasa realmente.” Pero igual la morocha no descarta la partuza. “Trío con otra chica no sé, pero con dos hombres…” reconoce insinuante, “pero nunca digas nunca, sí estaría en la intimidad con un hombre y una mujer, sería una linda experiencia.”

cola celeste muriega desnuda en playboy argentina

“En el sexo no tengo zonas prohibidas” dice sabiendo que le vas a pedir la cola, “en la cama hago de todo.”

La morocha se lleva el dedito a la boca y te mira como para transmitir todo el vicio que lleva adentro, que no es poco: a Celeste Muriega le cabe casi todo, algo que no sorprende porque en ese ojete hay espacio para todo. “No me quedan fantasías por cumplir porque todo lo que me fui proponiendo se cumplió” dice a modo de desafío, para ver si le tirás alguna que no haya hecho. Pero te vas a tener que esmerar, porque las que primero se te ocurren, como coger la vedette entre bambalinas detrás del escenario, ya las hizo.”Ya tuve sexo en los camarines, es un lugar celeste muriega desnuda en playboy argentinadiferente pero no me parece raro” dice señalando la obviedad, “pasó porque se dió en ese momento, no fue premeditado. Es más, ni siquiera pensé que podía ser descubierta.” Es que a Muriega le gusta que la vean en bolas, es su vocación. “No es que me guste ponerme en bolas en cualquier lado, pero me encanta arriba del escenario” explica la morocha, “me gusta todo lo que es ser vedette, y salir desnuda es parte de la carrera que elegí.” Y ahora eligió nuevamente salir desnuda en Playboy (que a pesar de la predisposición de la morocha volvió a esconder la empanada) y dice que el primero que va a promocionar la revista es su viejo. “Mi papá es admirador mío, le encanta cuando hago celeste muriega en bolas playboyfotos hot” revela Celeste, “mi papá lleva la revista al gimnasio y se las muestra a todos, yo le digo por favor papá no lleves la revista porque después cuando voy a entrenar tengo que mirarle la cara a todos estos muchachos.” En verdad lo que mira Muriega no es exactamente la cara de los pibes, sino bastante más abajo. “La chica que dice que se fija en la cara o la personalidad miente” confiesa la morocha, “el tamaño es muy importante, yo necesito de 18 para arriba.” Y si no encuentra nadie con el centimetraje mínimo, la morocha no se celeste muriega desnudaqueda con hambre, porque a falta de pan buenas son tortas. “Tuve un acercamiento con Erika Mitdank, viste que a ella le gustan las chicas” dice mandando al frente a la rubia, “ella me habló muchísimo porque sabía que yo venía mal con los hombres, pero al final no pasó nada.” Igual no te habría invitado con una porción de torta, porque para partuza la morocha prefiere carne en barra. “Trío con otra chica no hice, pero con dos hombres…” dice con carita de haber probado ya con Diego Maradona y Alejo Clérici (que según Rocío Oliva es novio de ambos). “Nunca fui de salir con dos hombres a la vez, siempre estuve de novia” dice la morocha, “pero como soy de aries soy muy fogosa y enamoradiza. En el momento tengo ganas de hacer todo junto, pero necesito que me avancen.”

celeste muriega en playboy argentinaceleste muriega en tetas playboy argentina

celeste muriega desnuda en playboy

celeste muriega en tetasCeleste Muriega espera en bolas y con los brazos abiertos las oportunidades partuzeras que se le pueden presentar, que al estar en el círculo de Maradona, no son pocas. “Visité Dubai y a pesar de que son estrictos pude pasearme en bikini, los hombres me miraban, obvio” dice la morocha de su tour árabe, “la pasamos bárbaro, fui por cinco días y me terminé quedando diez.” Y si bien no dice qué hizo con Clérici y Maradona en las noches Dubai, admite comerse la partuza. “Incluiría a una chica en la cama para incentivar a mi pareja, sería una linda experiencia” dice Celeste, que le gusta que le hablen chancho. “Las palabras subidas de tono son parte del juego, está bueno” explica la morocha, “en la cama te hago de todo, no tengo zonas prohibidas.”

celeste muriega mojaditaceleste muriega topless

celeste muriega en tetasceleste muriega en bolas

celeste muriega en playboycola de celeste muriega en playboyceleste muriega en playboy argentina

Camila, la hermanita de Luciana Salazar

Camila, hermana de Luciana Salazar

Luciana Salazar originalPero si es una nena! Y atención que no es una nena cualquiera, Camila es la hermana menor de Luciana Salazar, con quien tiene un parecido físico impresionante. Pero no busques el parecido con la “Luly Pop” de hoy (toda hecha de plástico) sino con la Luciana Salazar original: la foto de la derecha no es Camila sino su hermana mayor antes de las cirugías (alguna ya tiene, como se ve en la imperfecta punta de nariz). Y si bien las caras ya no son las mismas, los culos se parecen. “Si nos ponés de espalda somos iguales, tenemos buenos culos” reconoce Camila, pero aclara que el parecido termina ahí. “Luly siempre fue de exponerse, pero a mí no me gusta ese perfil, soy más tranquila” dice la rubia, “y mi cuerpo es pura genética real, si ni siquiera hago gimnasia.”

Camila Salazar, hermana de Luciana

“Confieso que me gusta el alcohol” dice Camila, “prefiero emborracharme para salir con amigas y pasarla bien.”

Cuando Luciana Salazar escribió “Mi hermanita se viene con todo, miren qué colitaaa!” fue como si la reina del ojete hubiera abdicado para que Camila tome el trono y continúe la noble tradición de putez iniciada por su hermana mayor. “Tenemos culos muy buenos” asegura la nena, “si nos ponés de espaldas una al lado de la otra somos iguales, eso nos viene de mamá que es la que tiene ese cuerpito pulposo.” Y mientras los milferos más recalcitrantes esperan que las hermanas posteen fotos de la vieja en bolas para constatar, la nena ya empezó a mostrar lo que tiene marcando diferencias con Luly. “No me gusta la exposición” dice Camilita Cola de Camila, hermana de Luciana Salazarmientras sin importarle que las fotos la desmientan, “no sé si me bancaría la atención sofocante de los medios.” Pero en realidad el problema de Camila no es la portación de apellido, sino la portación de ojete. “Recuerdo que de chiquita lloraba pidiéndole a Mamá que Luly no viniera más a buscarme a mis clases de gimnasia por las tremendas cosas que le decían los hombres por la calle.” Desde entonces Camilita quedó traumada y hoy asegura que cuando viaja en colectivo prefiere esquivar el bulto. “Soy de perfil bajo” insiste como si no estuviera ya en televisión con el programa ‘Combate’, “me gusta viajar en bondi sin que nadie me moleste.” Pero la hermanita de Luly parece imitar en la vida real a un sketch de Olmedo: bebotas que con tremendo culo pero sin confianza esperan que alguien les rompa bien el bloqueo. “No me considero sexy ni a palos” dice casi puchereando como para que vayas a apoyarla, camila, hermanita de luciana salazar“tampoco me gusta desarrollar ese perfil, por más que me haya sacado estas fotos no es lo mío… me pone incómoda, me intimida andar mostrando mi cuerpo.” Y entonces porqué lo hace preguntás? Porque para Camilita billetera también mata timidez. “Yo nunca le digo que no al trabajo” explica con pragmatismo la rubia, “al principio no me gustó que todos hablen de mi cola y mis amigos me gastaran diciendo que era “un culo” pero al final me maté de risa. De hecho ayer cené con mis amigas y me decían que ya voy a salir en las revistas diciendo que no soy sólo una cola bonita.” Y como las bebotas de Olmedo, Camila no tarda en pasar del pudor a la picardía. “No me gusta exponerme en los medios” dice la nena, “soy tranquila pero me gusta el alcohol, prefiero emborracharme y pasarla bien como cualquier chica.”

Camila Salazar, hermana menor de Luly SalazarCamila Salazar

Camila Salazar, hermana de Luciana

selfie Camila Salazar, hermana de LucianaCamila Salazar posa a orillas del mar como tantas veces lo hizo su hermana, pero sus objetivos son diferentes: mientras el foco de Luly pasaba por la cama, el de Camila es llevarte al diván: la nena es estudiante de psicología. “Terminé de cursarla en la Universidad de Belgrano, me quedan cuatro finales que voy a rendir en febrero. Me gusta estar en la tele pero prefiero no tener mucha exposición porque si no, quién va a quererme como si psicoterapeuta?” pregunta entre risas, “por eso me gusta hacer de notera en Combate, es tranquilo y me permite conocer las personalidades de los chicos y la dinámica del grupo.” Claro que también se interesa en los chicos porque está disponible. “Estoy soltera” dice a modo de invitación y detalla lo que busca. “A mí me gustan los hombres reos, no los poderosos o metrosexuales” dice como para marcar más diferencias con su hermana, “soy una chica de perfil bajo, pero no me callo nada… en el lugar de Luly olvidate, a Amalia Granata me la como como un paty!”

camila salazar

camila salazar se come la bananacamila salazarcamila salazar

camila, hermana de luciana salazarcamila, hermana de luly salazar

Bárbara Evans, botinera ganadora Balón Rosa

Barbara Evans desnuda Balon Rosa

Barbara Evans selfieBárbara Evans engaña bastante: tiene pinta y nombre yanqui, pero es brazuca; pone cara de nena inocente pero es una eximia botinera, tanto que acaba de ganar el “Balón Rosa”, esa especie de Copa Mundial de la Putez. Y superar a la competencia no fue fácil: la retaguardia de la rubia se bancó durante un año la penetración en profundidad de un delantero del Corinthians, pero aclara que su estilo de juego que no es para nada sumiso. “Na cama eu não sou egoísta, mas eu mando. Tem que ser do jeito que eu quero” explica en un tono dominante que contradice su carita angelical, “Se for um namorado de mais tempo, aí tudo bem. Mas com um ficante, vai do meu jeito.” O sea, a la rubia en la cama le gusta mandar y que le hagas lo que ella quiere. Pero igual para la producción quiso dar esa onda de nena inocente. “Acho que meu ensaio vai ser lembrado pela inocência. Ficou uma coisa bem menininha, bem do jeito que eu queria mesmo.” La abuela tenía razón, las mosquitas muertas son las peores!

Papo Barbara Evans, Balon Rosa

“En las selfies parezco una mujer estilo gostosa” dice Barbie, “pero en estas fotos soy una auténtica ninfeta.”

Por si te cayó mal que Messi no ganara el Balon D’Or, acá te vamos a presentar el galardón que realmente importa para gente como vos, los fanáticos de la verdadera fifa: el Balón Rosa, el premio a la botinera del año, una especie de Copa Mundial del Pete (qué bueno sería que la FIFA haga honor a su nombre y lo televise en directo!). Obvio que para una verdadera botinera (como bien sabe Wanda) el premio que importa es casarse y acumular euros, pero el Balón Rosa igual suma (porque con la prensa también se factura) y este año lo ganó la brazuca Bárbara Evans, Barbara Evans desnuda, ganadora Balon Rosaque entró al torneo de la mano de Paolo Guerrero, un peruano que juega en Corinthians y no tuvo mucho tiempo de caretear con ser el que se coge a la ganadora del “prestigioso” Balón, porque la brazuca ya lo dejó con pelota parada sin posibilidad de embocar al arco. Y qué arco tiene la rubia! Clásica cadera brazuca, terrible bumbum y ganas de mostrarlo a full. “A Paolo le molestaba que publicara fotos hot” dice la brazuca confirmando su putez y explicando la ruptura, “es un chico muy celoso y llegó a prohibirme que me hiciera selfies, no quería compartirme.” Pero la putez de la rubia fue más fuerte y ahora, ya sin la marca personal del delantero peruano, anuncia su disponibilidad. “Me puse a evaluar la relación y decidí estar sola mientras hago un balance” explica la brazuca abriendo el juego y las gambas, “sé que muchos me quieren hacer feliz, así que no va a tardar en aparecer alguien.”

Barbara Evans desnuda, ganadora Balon RosaBarbara Evans desnuda en Playboy

Barbara Evans en Playboy Brasil

Barbara Evans topless, Balon RosaMontada arriba del árbol como para indicar que le caben los troncos bien grandes, la brazuca Bárbara Evans abre el juego con una confesión que marca el terreno. “Mamá me recomendó que no salga toda depilada en las fotos” dice jugando a la nena inocente, “pero no le hice caso, quería mostrar todo y demostrar que soy una verdadera ninfa.” La brazuca dice que si bien la sólida retaguardia e imponente delantera acaparan la atención de la tribuna, los partidos los define con otras armas menos obvias. “Lo que más me gusta de mí físicamente son mi boca y mis ojos” dice para que te la imagines mirando hacia arriba en pleno pete, “con ambos hago jugadas muy fuertes.” Y por eso quiere que anotes pronto y sin tanta gambeta. “Si hay algo que odio son los tipos lentos” dice la rubia, “yo no soy de esas mujeres que calientan y hacen esperar a los hombres, y no soporto que sean así conmigo.” Barbie te espera con la tranquera abierta!

barbara evans en bolas, chica balon rosabarbara evans, botinera brazuca

barbara evans desnuda en el campobarbara evans abierta de gambasbarbara evans topless

barbara evans en bolasbarbara evans en playboy brasil

Bajate el video de Bárbara Evans desnuda
Versión en HD alta definición
También disponible para celular